Esto fue lo que nos dejó el Mobile World Congress 2014

Mobile World Congress 2014
Una feria muy movida tuvimos este año.
Mobile World Congress 2014
Una feria muy movida tuvimos este año.

Celulares, móviles, dispositivos, infraestructura, aplicaciones y más celulares. Este año, el Mobile World Congress estuvo lleno de noticias, lanzamientos y eventos, con mucha gente importante y muchas luces sobre el futuro de la industria. Este es el resumen de ENTER.CO:

Venias para…

Samsung Gear Fit: Con este vestible pequeño y ‘coqueto’, Samsung logró no solo tener un producto elegante, bonito y funcional. También, y más importante aun, logró llevar al mundo real dos categorías tecnológicas que eran más prototipo e ilusión que algo concreto: las pantallas curvas y la computación vestible. Está bien: falta una evaluación exhaustiva, y el hecho de que no pueda funcionar por fuera del ecosistema Galaxy es un gran lunar. Pero en términos de producto, es lo mejor que hemos visto en mucho tiempo.

Los ‘renegados’: Lo dijimos en nuestra extensa nota dedicada a ellos: en las grandes empresas la innovación anda a bostezos, y las cosas emocionantes ocurren en las empresas pequeñas. En medio de la paranoia por el espionaje masivo de la NSA, Blackphone fue una de las sensaciones de la feria. Yotaphone fue reconocido por varias publicaciones como el mejor dispositivo del MWC, y es una solución brillante a un problema real. Yolla nos emocionó con un teléfono divino y una interfaz interesante. Y Canonical finalmente nos mostró algo más que un prototipo.

Ni pena ni gloria

Los grandes lanzamientos: Samsung, Sony y LG se dedicaron a lanzar sucesores, con innovación medida y más bien poca sorpresa. El Galaxy S5, el Xperia Z2, el G Pro 2 y el Ascend G6 son, todos ellos, iteraciones de modelos que ya conocemos y hemos visto. De hecho, son equipos bastante buenos y capaces, y tienen novedades interesantes, como el sensor de pulso cardíaco del S5. Además, la práctica de innovar poco ya es un estándar de esta industria. Pero nada de esto impide que, progresivamente, vayamos perdiendo la emoción con cada nuevo lanzamiento.

Zuckerberg: Veníamos del notición más grande del año, e íbamos a tener a su protagonista a pocos metros. Su llegada fue el tema del día en las radios locales de Barcelona, e hizo que el evento pasara de ser una reunión de industria a ser una reunión que se robaba las primeras planas en España. Pero Mark Zuckerberg no dijo casi nada sobre lo que queríamos escuchar. Se dedicó a hablar de su obsesión filantrópica (internet.org); a hablar un poco del futuro distante y nada de lo que está pasando ya. Al final, fue más noticia la rumba que se ‘metió’ con Jan Koum, cofundador de WhatsApp, y de su paseo a Girona (un pueblo cercano a la capital catalana). Lo que habló en la conferencia pasó desapercibido. De todos modos, su presencia le subió el perfil público al evento.

Tomates para…

NFC: El GSMA le estaba apostando muy duro a la tecnología NFC. Era posible hacer una fila más corta para entrar al evento si el asistente activaba su credencial NFC, pagar la comida en el evento a través de PayPal y reclamarla poniendo el móvil encima de un lector, o recibir información en el móvil poniéndolo encima de unos avisos que funcionaban con esa tecnología. Pero nadie lo usó. NFC no pudo sacudirse esa fama de innovación pesada e innecesaria que tenía antes de la feria, y la cantidad de recursos desperdiciados nos dejó a muchos pensando si es mejor que las empresas dejen de intentarlo con esa tecnología.

5G: Los fabricantes de infraestructura de redes se llenaron la boca hablando de lo que quieren que sea 5G. Pero para que 5G sea viable, primero tienen que ponerse de acuerdo. Hasta que no haya pactos de estándares, que logren que toda la industria baile un mismo vals, todo lo que se diga sobre 5G es una retahíla de relaciones públicas y mensajes esperanzados, pero necesariamente imprecisos. Y a eso se dedicaron, en muy buena parte, muchas empresas en la feria.

Con esto, terminamos nuestro cubrimiento del MWC en ENTER.CO Muchas gracias por seguirlo.

Imagen: ENTER.CO

José Luis Peñarredonda

José Luis Peñarredonda

Un día me preguntaron sobre mis intereses y no supe por dónde empezar. Decidí entonces ponerlos en orden y dibujé un diagrama de Venn para agruparlos a todos: Internet, cine, periodismo, literatura, narración, música, ciencia, fotografía, diseño, política, escritura, filosofía, creatividad... Me di cuenta de que en toda la mitad de ese diagrama, en el punto en el que todos estos círculos confluyen, está la tecnología. Eso me llevó a ENTER.CO. Estudié Periodismo y Filosofía en la U. del Rosario. PGP: http://bit.ly/1Us3JoT

Ver todos los posts

16 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos