Volvo XC60: muy cerca de la conducción autónoma

volvo xc60
volvo xc60
La Volvo XC60 cuenta con sistemas de seguridad que la convierten en uno de los carros más seguros del mercado.

No hay duda de que las marcas de automóviles están en una carrera acelerada para conseguir que los carros puedan conducir por sí solos muy pronto. Lo hemos visto con iniciativas que ya están en práctica, como aquellos carros de Uber que han circulado en Estados Unidos. También en las pruebas que anunció Intel a comienzos de este año en alianza con BMW.

Lo cierto es que no solo se trata de iniciativas que desarrollan las marcas en tests privados. Las innovaciones en conducción autónoma ya se pueden disfrutar en ciertos modelos de vehículos en los que la persona puede, al menos en ciertas circunstancias, despreocuparse por tocar el volante o los pedales.

Tuvimos la oportunidad de probar el nuevo modelo de la Volvo XC60 durante su lanzamiento para el mercado colombiano. Es una camioneta dirigida al consumidor premium y con todas las características de confort, tecnología y seguridad.

Comodidad a bordo de la Volvo XC60

volvo xc60Montar en una camioneta Volvo XC60 es sentir el lujo desde el comienzo. Acabados modernos, diseño atractivo y detalles que hacen de la experiencia algo bastante acogedor. Los ajustes de aspectos como asientos de conductor y pasajero se hacen de manera electrónica para encontrar la posición perfecta. También se destacan el ajuste lumbar eléctrico, climatizador automático de 4 zonas, techo corredizo panorámico, timón deportivo, y asientos y palanca de cambios en cuero.

A esto se suma el sistema de entretenimiento que parte de una pantalla de 8,5 pulgadas (es de 12,3 pulgadas en dos versiones top de la Volvo XC60), que se combina con un sistema de audio de alto desempeño con 10 parlantes. Este sistema es compatible con las plataformas Apple CarPlay y Android Auto, con el fin de interactuar con dispositivos móviles de una manera fácil y rápida.

volvo xc60La marca también resalta otros elementos como «placas de acero inoxidable en el parachoques delantero, placas antideslizamiento iluminadas, marcos frontales decorativos, tubos de escape de diseño vanguardista, rines de 22 pulgadas de 5 y 10 radios, con diseños inspirados en la alta tecnología, llantas con acabados en negro diamante que aportan un contraste de impacto, mayor estabilidad y mucha actitud».

Seguridad, su mayor fortaleza

La marca ha hecho énfasis en su apuesta por la seguridad durante décadas. De hecho, se destaca su intención de que, a partir del 2020, ninguna persona muera o quede herida de manera grave en un accidente que involucre uno de sus carros.

volvo xc60Para lograr lo anterior, los vehículos han comenzado a integrar diversos avances en tecnología que descrestan y hacen sentir cada vez más cerca el tema de la conducción autónoma. El sistema IntelliSafe (presente en varios modelos hace ya un buen tiempo) es el corazón de esto y, como lo menciona Volvo, permiten reafirmar el compromiso de la compañía con la seguridad; esto se nota desde los sistemas de asistencia a la conducción, hasta los que ayudan a evitar accidentes.

En nuestra prueba, aceleramos a fondo la Volvo XC60 en las carreteras de la costa norte de Colombia (respetando, por supuesto, los límites de velocidad). En una vía bien demarcada y con carros por delante, basta presionar un botón para activar la función Adaptive Cruise Control y que el automóvil comience a conducir por sí solo. Así, mantiene la distancia de seguridad con el vehículo de adelante bajo una consigna: la Volvo XC60 irá tan rápido y a una distancia de ese carro en la que siempre pueda detenerse del todo sin llegar a chocar; es preciso determinar una velocidad máxima previamente y así el carro nunca la sobrepasará.

volvo xc60Por ejemplo, asignamos como límite 120 km/h, que era el máximo permitido en la vía en la que estábamos. No osbtante, un trancón hacía que no pudiéramos avanzar rápido, más o menos a unos 30 km/h. La XC60, aunque sabía que podía subir a los 120 km/h, se mantenía en velocidad baja y muy cerca del vehículo de adelante, como a unos 5 metros de distancia. En el momento que la vía se despejó y pudimos subir a unos 80 Km/h, la distancia con respecto al carro de adelante aumentó varios metros. Todo esto, como lo anotamos antes, sin necesidad de tocar pedales o timón.

Seguridad fuera del vehículo

El auto también ofrece otras características relacionadas con el tema de seguridad, aunque es díficil ponerlas a prueba. Se trata de la función de detección de peatones, que detecta si hay personas caminando cerca y ayuda a evitar accidentes incluso frenando automáticamente para evitar golpes. Otra opción es la protección de ciclistas, que alerta de su presencia mediante la activación de una luz en el parabrisas y frena el vehículo en caso de emergencia. Una más es la alerta de colisión frontal, que analiza los objetos en un radio de 150 metros delante del vehículo y, al prever un impacto inminente, le avisa y prepara los frenos para detenerlo.

Un elemento adicional que sirve al momento de poner en práctica la conducción asistida (o cuando las personas hacen trayectos largos y se cansan de manejar) es el sistema Lane Keeping Aid. Este sirve para que el carro se mantenga siempre en su carril y alerta al conductor por medio de vibraciones en el timón si se está desviando. En nuestra prueba, este último sistema lo vimos ideal y funciona de manera coordinada con el control asistido de manejo. En una carretera bien demarcada bastará poner una velocidad límite y dejar que el carro haga todo, incluso giros de 90 grados.

Potencia en carro de lujo

Me llamó la atención la potencia de este carro, a la que se le puede sacar provecho mediante sus modos de conducción, desde el ECO (para ahorro de combustible, aunque se destaca que todas las camionetas de esta línea cuentan con motor de 1.969 cm3), Dynamic (para darle potencia al vehículo y sacarle todo el poder a su motor), Individual (con el fin de ajustarlo al modo de conducción personal) y Off-road (terrenos agrestes).

Probamos la XC60 en carreteras en las que daba gusto presionar el acelerador al fondo al aprovechar el modo Dynamic; ahí el arranque y la potencia se sienten, al igual que el equilibrio del carro para ofrecer una sensación óptima de seguridad a pesar de la velocidad. También la llevamos a terrenos destapados, en rutas bastante complicadas en las que un automóvil normal quedaría atascado en el barro. Allí bastaba poner el modo Off-road y dejar que el carro, al darle tracción a sus cuatro ruedas, avanzara sin inconveniente en terrenos difíciles y empinados o en rutas llenas de lodo y resbalosas.

Imágenes: ENTER.CO y Volvo.

 

Iván Luzardo

Iván Luzardo

Hoy estoy convencido de que hubiera sido un excelente administrador de empresas. Pero soy periodista, no uso corbata, los números me cuestan y soy verdaderamente feliz con lo que hago: hablar, escribir, tocar, sentir y vivir de la tecnología. La misma que alguna vez, hace ya varios años, me encontró -sin yo buscarla- y se quedó conmigo.
Con el tiempo, el tema se convirtió en mi pasión. Pienso que la tecnología es una de las mejores herramientas para ver cómo evoluciona el mundo y estoy seguro de que con ella y con educación podremos cambiar el planeta, la mentalidad de la gente, el futuro.
Soy comunicador social y periodista de la Universidad de La Sabana con una especialización en economía de la Universidad de Los Andes.

View all posts

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos