Carros autónomos: la próxima generación del transporte

imagen carros

¿Has pensado cómo será el carro que conducirán tus hijos o hermanos menores? Sin ir tan lejos, ¿te has puesto a pensar en qué tipo de carro estará en la calle en cuestión de 10 años? Kevin Ashton, conocido por acuñar el término Internet de las Cosas, asegura que quienes estemos vivos en el año 2030 seremos dueños de un carro autónomo.

Es innegable que el panorama para el sector automotor está cambiando por cuenta de la tecnología. Y es que precisamente son las empresas tecnológicas las que están liderando la transformación en materia de movilidad, medio ambiente y uso responsable de los recursos.

Recientes desarrollos de empresas tecnológicas y alianzas de estas con compañías tradicionales del sector automotor, nos están mostrando a ciencia cierta cómo serán los carros del futuro (muy cercano).

Conducción autónoma

Hace poco,  las empresas BMW Group, Intel y Mobileye anunciaron sus planes para que Fiat Chrysler Automobiles (FCA) se convierta en “la primera automotriz en integrarse al grupo con el fin de desarrollar una plataforma líder y de vanguardia de conducción autónoma a nivel global”, según explicaron las empresas a través de un comunicado.

Gracias a esta alianza, se espera que para el año 2021 las compañías estén produciendo autos de conducción altamente automatizada. El objetivo más cercano es tener una flota de 40 vehículos autónomos de prueba en la vía pública para finales del 2017.

“El futuro del transporte depende de que los líderes de la industria automotriz y de la tecnología trabajen juntos para desarrollar una arquitectura que los fabricantes de automóviles de todo el mundo puedan adoptar y personalizar”, dijo Brian Krzanich, CEO de Intel.

De acuerdo con el profesor Amnon Shashua, director ejecutivo y director de tecnología de Mobileye, “la combinación del conocimiento y cartografía, fusión diferenciada de sensores y soluciones de política de conducción ofrece los niveles más altos de seguridad y versatilidad en un paquete rentable que se extenderá a través de todas las geografías y configuraciones de carreteras”.

En esta carrera por un mundo sostenible, Intel, junto a sus socios de desarrollo, invitan a todos los fabricantes de automóviles y proveedores de tecnología a unirse a ellos en la adopción de esta plataforma de conducción autónoma.

Datos curiosos

imagen carros

De acuerdo con varios estudios de Intel, se espera que el uso de consumidores de aplicaciones y servicios innovadores, como la conducción autónoma generen en los próximos diez años, más de 200.000 millones de dólares.

Según la compañía, se podrían salvar 585.000 vidas con la conducción autónoma, entre 2035 y 2045. Y en cuanto a los gastos que se generan a partir de accidentes de tráfico, se podrían ahorrar más de 234.000 millones de dólares.

Adicionalmente, se espera que los vehículos autónomos liberen más de 250 millones de horas al año en tiempo de desplazamiento en ciudades congestionadas.

Conducción sostenible

En una entrevista que hicimos hace poco, a Juan Carlos Garcés, gerente de ventas en Latinoamérica de Intel, nos explicó el impacto de los vehículos autónomos en las costumbres sociales de nuestra región. Garcés dice que “los vehículos autónomos pueden cambiar las ideas y prioridades de las ciudades sobre el transporte, y eventualmente podríamos optar por ser transportados de una manera totalmente diferente”.

El gerente dice que también la industria automotriz tiene desafíos importantes: “en términos de infraestructura el avance que se da hacia la conducción autónoma permite que se ponga en marcha bajo las condiciones de cualquier ciudad y su entorno por ahora. Por eso, aunque la adopción generalizada de los carros autónomos aún es una realidad muy lejana, se debe avanzar tanto en el desarrollo de vehículos como en la construcción o adaptación de espacios físicos y superautopistas de datos”.

El mundo cambia los paradigmas

Muchos países en el mundo ya están adoptando tecnologías y sistemas que se deshacen de las formas tradicionales. Los combustibles fósiles ya no son sostenibles y la conducción con tecnología ha demostrado que reduce los accidentes.

Entonces, países como Francia han declarado la guerra a lo tradicional y dañino. El país europeo ya anunció que suspenderá toda la producción de combustibles fósiles para 2040. Es un reto duro pero beneficiosos para la población y el planeta. Además, Francia también dijo que para ese mismo año, el país ya no tendrá más carros de diésel y gasolina: solo conducción sostenible.

Imágenes: Intel.

Botón SOFA 2017

Susana Angulo

Susana Angulo

Antes de Internet ya me gustaban la música clásica, los animales,
cocinar postres, y leer cuentos de terror. La tecnología me ha
permitido ahondar en estas y tantas otras pasiones, que sería un error
pensar en la cultura digital como tema exclusivo de 'geeks'. Soy
periodista de la Universidad del Rosario.

Ver todos los posts

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos