Dele inteligencia a su carro con estas aplicaciones móviles

En el mercado de las aplicaciones para dispositivos móviles hay de todo, desde juegos hasta aplicaciones para redes sociales y herramientas de trabajo. De toda la oferta disponible, ¿cuáles son las mejores para mejorar su experiencia manejando y para hacer su carro más inteligente?
El automóvil es uno de los productos que más han cambiado el mundo en los últimos cien años. Ahora la tecnología móvil se mezcla cada vez más con la industria motorizada para brindarles una mejor experiencia a sus usuarios. Foto: Photo Extremist (vía Flickr).

Hoy, su smartphone le pueden ayudar a orientarse mejor en una ciudad, buscar puntos de interés como cajeros y gasolineras, y mantenerse entretenido durante un trancón.

Dele más profundidad a su experiencia automovilística con algunas aplicaciones para teléfonos inteligentes. Este listado intenta cubrir un amplio rango de aplicaciones, organizado por plataformas móviles, pero no es un ranking. Además, es solo un punto de partida para que usted descubra todo el potencial de su teléfono inteligentes como complemento de su vehículo.

1. iOS.

Las aplicaciones de iPhone para automóviles varían en precio y uso, aunque algunas aún no sirven para las ciudades de Latinoamérica.

Para aquellos usuarios que desean reducir su huella de carbono y ahorrar algunos costos de transporte, está Carticipate, disponible en la App Store. Esta aplicación social les permite a usuarios buscar a otros que estén yendo al mismo sitio, o transportándose por la misma ruta.

Así, pueden conectarse y compartir los costos de gasolina y transporte, o turnarse el uso del carro. No está limitada a ninguna región y está disponible en español, por lo que puede ser muy útil en ciudades como Bogotá, donde la regla de pico y placa que limita los días que se puede usar un vehículo particular causa la necesidad de buscar métodos alternos de transporte.

Si usted está preocupado por la eficiencia de su carro, una aplicación muy útil puede ser TripAlyzer. Esta herramienta se basa en la tecnología GPS para analizar sus hábitos en la carretera, y así darle pautas de cómo mejorar esos hábitos para gastar menos gasolina y sacarle un mejor kilometraje a su automóvil. Cuesta 5,99 dólares (unos 12.000 pesos).

La ParkatmyHouse, desarrollada por una empresa independiente con BMI i como inversionista, les permite a usuarios compartir espacio de parqueo en su casa o apartamento para ganar algo de dinero extra y a la vez ayudar a los conductores. Por ahora solo funciona en Londres, pero replicar la idea en otras ciudades no sería cosa del otro mundo.

¿Y qué tal descubrir las ciudades desde el carro? MyCityWay integra casi 50 aplicaciones en una, como buscador de restaurantes, entretenimiento, cosas para hacer, puntos de transito público. Es una gran herramienta para explorar una ciudad, ya sea la propia o como turista.

Aunque está disponible para más de 40 ciudades, aún no hay ninguna latinoamericana, pero por lo pronto la aplicación puede ser útil si está visitando alguna ciudad principal de Estados Unidos o Europa.

Y para los amantes de los autos deportivos está Dynolicious. Es una herramienta para medir el rendimiento de su automóvil en condiciones de abuso, como una carrera de cuarto de milla o un rally.

Gracias a los sensores precisos del iPhone, la aplicación puede medir sus tiempos en la pista o la carretera, las fuerzas laterales que ejerce en una curva y hasta la cantidad de caballos de fuerza que está usando. Cuesta 12,99 dólares (casí 25.000 pesos), y no lo dude, esta herramienta es para los amantes de velocidad.

Sebastián Martínez

Sebastián Martínez

La verdad no me gusta la tecnología. La sigo como un fanático paranoico porque estoy convencido de que los robots van a erigir un imperio mundial algún día. Por eso me dedico a conocer al enemigo íntimamente y no me falta la pelea habitual con uno que otro aparato. Ya he asesinado consolas de juegos, PC, celulares y hasta dispositivos GPS.
Puedo decir, con orgullo, que hasta ahora el mundo no me ha puesto enfrente un robot que no haya podido someter a mi voluntad. Estudié letras y literatura en Estados Unidos para escapar a las exigencias del siglo XXI y la ansiedad de clase media. No me sirvió de mucho, y entonces ahora me dedico la cosa más difícil que he tratado de hacer en mi vida (escribir bien) y prepararme para la futura lucha contra la tecnología desde las filas de ENTER.CO.
PD.
No soy fanboy ni de Apple, ni de Microsoft, ni de Google. Los uso y abuso a todos, incluyendo Linux.

View all posts

14 comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos