¿Por qué una Startup es diferente de otros emprendimientos?

Startup
Hoy explicamos por qué una startup es diferente a otros emprendimientos.

Cuando se habla de emprendimiento como término genérico se suele referir a empresas jóvenes, pero no todas son iguales. Por eso es necesario diferenciar entre una startup y una MiiPymes (Micro, pequeñas y medianas empresas):

La característica común entre muchas Startups y MiPymes es que las dos usualmente nacen como empresas muy pequeñas fundadas por un equipo también pequeño (de una a cuatro personas). La gran diferencia es que las Startups se enfocan en crecimiento exponencial mientras las MiPymes se concentran en un crecimiento orgánico basado en utilidades. Otra gran diferencia es que mientras las MiPymes usualmente usan como indicador de gestión las ventas, las Startups se enfocan en la tracción que usualmente se determina con un indicador clave de ejecución o KPI (sigla proveniente del inglés: Key Performance Indicator) que no necesariamente se refleja en valor de ventas sino en otros conceptos como número de viajes o despachos, número de reservas, cantidad de transacciones, etc.

En términos de capital las MiPymes no necesariamente requieren altas inversiones de capital para crecer, sino que se enfocan en un plan para llegar pronto al punto de equilibrio y a partir de ahí desarrollarse de manera orgánica reinvirtiendo las utilidades. En contraste las Startups dependen en gran medida de una fuerte inversión de capital para lograr el crecimiento acelerado utilizando procesos iterativos para llevar al mercado productos innovadores hasta encontrar lo que se ha denominado product market fit y a partir de ahí crecer rápidamente con el apoyo de Venture Capital.

El Venture Capital se caracteriza por invertir en el potencial de una Startup mientras que el Capital Tradicional invierte basado en la proyección de la tendencia de crecimiento de una empresa a lo que se denomina Private Equity.

Te puede interesar: ¿Cómo afrontar el fracaso en el emprendimiento?

Otra diferencia importante es que para lograr un crecimiento exponencial o acelerado usualmente las Startups nacen con un enfoque en potenciar la tecnología para crecer, independiente de la industria en la que se encuentren, mientras que las MiPymes pueden o no utilizar la tecnología como una herramienta de apoyo, pero no esencial.

En lo relacionado a la innovación, entendida como una forma diferente de hacer las cosas y no necesariamente como una invención, las Startups suelen involucrar siempre algún producto o proceso diferente que por no seguir un esquema convencional pueden generar disrupción del status quo en la industria a la que pertenecen lo cual dinamiza la economía por cuanto los protagonistas tradicionales de esa industria se ven obligados a adoptar transformaciones para mantener su relevancia.

Tanto las MiPymes como las startups pueden llegar a ser grandes empresas, definidas por volumen de ventas con participación en el mercado público de acciones o bolsas de valores, la gran diferencia está en la ruta y en el tiempo. Una startup puede llegar a ser gran empresa con apoyo de Venture Capital en cinco a diez años (the Startup Way), mientras que una MiPyme podría tomar 10 a 30 años en ser gran empresa (the Traditional Way) si es que en algún momento desea convertirse en gran empresa, pues muchas prefieren permanecer en su categoría de Pyme.

Algunos ejemplos pueden ayudar a entender la diferencia en la ruta de una Pyme, una startup y una gran empresa, para empezar citemos la exitosa cadena de comidas Crepes & Waffles que nació como una MiPyme hace más de 40 años y ha logrado posicionarse como una de las cadenas con mayores ventas en Colombia (aproximadamente 400 mil millones de pesos) versus Rappi una startup que en menos de 7 años se ha posicionado como una de las empresas de mayor crecimiento de toda América Latina (ventas estimadas de 11 billones de pesos) y Nutresa gran empresa con una valoración (market cap) de US$3.75 lograda en casi 100 años de historia versus la valuación estimada de Rappi de más de US$5 Billones de dólares. Otro ejemplo puede ser el caso de Bancolombia con más de 100 años de tradición número 1 en Colombia, Davivienda que en 50 años ya es el tercer banco del país, Nubank que en solo 9 años ya es uno de los bancos más grandes de América Latina.

Un enfoque también diferente de las startups, con las MiPymes y las grandes empresas está en cuál es su enfoque respecto a la valuación o valoración de la empresa. Para una MiPyme la valuación no es tan importante pues su crecimiento orgánico y capacidad de endeudamiento depende de las utilidades, para las Grandes empresas colombianas el énfasis ha estado en los dividendos y en el volumen de ventas que genera esos dividendos (muchas están subvaloradas como ha sido los casos de las empresas del GEA), pero para una startup lo crucial es la valuación, pues de ella depende la capacidad de levantar venture capital para mantener su ritmo de crecimiento exponencial.

Para completar las diferencias está el tema de la salida financiera, desinversión o “exit”. Una microempresa usualmente aspira a convertirse en pequeña empresa y llegar a ser una mediana empresa, con base en las definiciones de ventas y número de empleos que genera, pero sus fundadores no necesariamente desean convertirla en gran empresa, salir al mercado de valores o vender la empresa, en muchos casos es un proyecto de vida de largo plazo. Por el contrario, una startup debe tener una estrategia de salida o desinversión para que sea del interés de los inversionistas que esperan recuperar su inversión en un plazo determinado, por eso la ruta de las startups lleva a una salida hacia vender o fusionar la empresa a otra más grande (M&A Merger and Acquisitions) o a salir al mercado de valores para lograr la liquidez que demandan los inversionistas.

Las startups, por su naturaleza están diseñadas para crecer o morir y esa es la base del Venture Capital, el ecosistema colombiano se comparta de manera similar a otros ecosistemas donde menos de la tercera parte de las startups logran sobrevivir un período de 5 años, así hayan tenido acceso a capital y hayan logrado valoraciones importantes.  Algunas veces también referidas como emprendimiento de alto impacto (EDI) o emprendimientos con de crecimiento exponencial o extraordinario (ECX) tienen a su vez caracterizaciones diferentes y rutas de crecimiento diferentes según el mercado y el capital que las apoya:

Startup Nacional

Nace en Colombia, mantiene operaciones en el país, con una visión de llegar a cubrir todo el mercado nacional y con apoyo de capital local, FFF (founders, friends and family o fundadores, amigos y familia), buscando lograr un punto de equilibrio en el mediano plazo 3 a 5 años, pueden considerar una venta o fusión futura pero no es esencial en su estrategia.

Startup Latina

Fundadores usualmente colombiano, pero no necesariamente residentes en el país, nace en Colombia con proyección al mercado de América Latina y una holding o matriz fuera de Colombia que sea atractiva para los inversionistas (Delaware USA, Panamá, Cayman Islands, etc) para poder acceder a inversión de Venture Capital internacional. Mantienen operaciones en Colombia y se expanden en el corto plazo a otros países de América Latina. Aunque pueden lograr un punto de equilibrio en el mediano plazo (3 a 5 años) su prioridad es un crecimiento acelerado según su indicador clave de desempeño o KPI (Key Performance Indicator) y maximizar su valuación para asegurar el acceso a Venture Capital y lograr una salida financiera o exit en un periodo de 5 a 10 años.

Startup Global

Fundadores colombianos o extranjeros, nace en el exterior o en Colombia, pero con estructura de una empresa holding o principal en el exterior que les permita acceder a inversión de Venture Capital Internacional y mantienen una operación en el país, pero no necesariamente la Sede Efectiva de Operación (SEA) permanece en Colombia. Su mercado inicial puede incluir o no al país y extienden su operación a otros territorios, Aunque pueden lograr un punto de equilibrio en el mediano plazo (3 a 5 años) su prioridad es un crecimiento acelerado según su indicador clave de desempeño o KPI (Key Performance Indicator) y maximizar su valuación para asegurar el acceso a Venture Capital y lograr una salida financiera o exit en un periodo de 5 a 10 años a través de un M&A o un IPO (Initial Public Offering).

Imágenes: Foto de Canva Studio

Colaboradores ENTER.CO

Colaboradores ENTER.CO

Muchos periodistas y blogueros de Colombia, Latinoamérica y España colaboran esporádicamente con ENTER.CO, aportando su conocimiento y puntos de vista frente al acontecer tecnológico y de Internet.

View all posts

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos