Cuatro preguntas claves sobre Daydream, el VR de Google

Daydream
Google dice quer Daydream comenzará a salir para consumidores en el tercer trimestre.

Una de las grandes noticias que dejó Google en su evento I/O fue el avance de su proyecto de realidad virtual. Como dijo Andrey Doronichev, director de producto del grupo de realidad virtual en Google, en un encuentro con periodistas después de la conferencia, “buscamos tener una opción de realidad virtual de alto rendimiento” para todos.

El anuncio muestra qué tan importante se está convirtiendo la realidad virtual para la industria tecnológica. No solo porque le vuelve a dar un respiro muy importante al mercado de móviles, que se estaba quedando corto en novedades emocionantes, de esas que motivan a la gente a comprar teléfonos nuevos. También, porque le está dando un empujón importante al ecosistema de los contenidos en este formato. Según Doronichev, Google quiere permitirles a los desarrolladores de VR «acceder toda la escala de Android y el Play Store«.

Para entender mejor qué significa este salto y qué es lo que va a pasar, cuando se espera que Daydream sea lanzado para los consumidores en el tercer trimestre de este año, preparamos esta nota.

¿Qué especificaciones va a tener el hardware compatible con Daydream?

Daydream
Google dice quer Daydream comenzará a salir para consumidores en el tercer trimestre.

Google anunció que impulsará un conjunto de especificaciones para los teléfonos compatibles con Daydream; algo así como un ‘sello de calidad’ que garantiza que los equipos tienen el ‘músculo’ suficiente como para correr apps de realidad virtual en una buena calidad. “Para los desarrolladores, eso garantiza que sus apps se verán bien en cualquier teléfono. Y para los usuarios, eso garantiza que cualquier teléfono que compren va a ejecutar las apps de VR”, dijo Clay Bavor, vicepresidente de realidad virtual en Google, en una conferencia pública en Google I/O.

Pero en concreto, ¿qué especificaciones son esas? Básicamente, unas capacidades puntuales en pantalla, procesador y sensores que, a juicio de Google, garanticen calidad en la experiencia; pero no se dijo cuáles son esas especificaciones. A pesar de eso, la compañía dice que ningún teléfono de los que están hoy en el mercado cumple totalmente con esas especificaciones, y que esas exigencias de rendimiento serían satisfechas por la próxima generación de componentes. La empresa, sin embargo, les recomienda a los desarrolladores que usen el Nexus 6P para comenzar a crear sus apps.

Lo que se busca, según Andrew Nartker, director de producto de Daydream, es mejorar la experiencia. Que la pantalla refresque las imágenes a una velocidad suficiente, y que los sensores detecten el movimiento tan rápido que el cerebro no se de cuenta de la diferencia de tiempos entre el momento en el que se mueve la cabeza del usuario y el momento en el que se mueve la imagen.

Aunque Google no dijo esto, también se especula que los equipos compatibles con Daydream tengan una batería y un almacenamiento amplios, pues la realidad virtual consume intensamente ambos recursos. Una pila de gran tamaño puede aumentar la autonomía del dispositivo, y una memoria grande le permitirá al usuario guardar todas sus apps –los juegos de VR pueden pesar varios gigabytes cada uno– sin pasar por la molestia de borrar y volver a descargar.

Con respecto al casco, no hay grandes cambios tecnológicos. En él no hay sensores, ni nada distinto a los lentes necesarios para que los ojos puedan juntar las imágenes que vienen del teléfono. El control, por su parte, tiene varios sensores, una alfombrilla táctil y dos botones muy básicos: uno de ‘home’ y otro configurable para la aplicación.

¿Qué diferencias tiene con el Gear VR de Samsung?

En cuanto al hardware, el casco de Daydream es mucho más sencillo que el Gear VR. El casco de Google, al contrario del de Samsng, no tendrá sensores, ni ningún otro dispositivo que permita la interacción. Las grandes diferencias están en el software: allí es donde se va a dar una competencia fuerte entre Oculus y Google.

Cada una de las dos compañías propone un ecosistema en el que los usuarios van a poder descargar y comprar sus aplicaciones. Las apps no van a ser mutuamente compatibles, pero la mayoría de ellas son creadas por medio de motores de creación de contenidos 3D como Unity o Unreal Engine, así que, como dice Nartker, «debe ser fácil portar las apps a Daydream«.

De hecho, eso ya pasa hoy con Cardboard. Las apps de VR que están hoy en Play Store son muchas de las que también están en la tienda de Oculus para móviles. Al final, se va a volver un tema de quién logra atraer los mejores desarrolladores y la mayor cantidad de clientes.

Sobre si Samsung va a producir equipos compatibles con Daydream, la respuesta es que es posible. La compañía surcoreana es una de las socias de lanzamiento de la plataforma de Google, así que es bastante probable que los próximos ‘flagships’ de la serie Galaxy sean compatibles tanto con Oculus (y por lo tanto Gear VR) como con Daydream.

¿Qué va a pasar con Cardboard?

Cardboard no se ha ido a ninguna parte”, dice Doronichev. La idea de Google es que el visor de cartón sea como la gama baja del VR. “Cardboard está diseñado para las experiencias más cortas”, añade, mientras que Daydream busca una experiencia más intensiva. Es decir: si lo que se quiere es ofrecer un vistazo pequeño a una app, que no requiera pasar demasiado tiempo ahí, Cardboard es ideal.

Quizás por eso, el home de Daydream no va a ser accesible desde Cardboard, y posiblemente algunas de las apps más exigentes estén restringidas a los equipos de especificaciones más altas.

De todos modos, ese pequeño visor ha sido muy importante para Google. Nació como un proyecto personal de varios empleados, y se convirtió una muy asequible puerta de entrada a la realidad virtual de muchísimas personas. La compañía espera que ese siga siendo su lugar en el ecosistema: que sea el primer juguete de VR al que la gente pueda acceder en cualquier lugar.

¿Qué viene para Daydream?

Daydream
Así luce la consola de Daydream.

En I/O, Google se guardó casi toda la información concreta sobre modelos, precios, fabricantes y fechas exactas de lanzamiento. Se espera que todas esas noticias sean conocidas en el tercer trimestre de este año, quizás cuando salga la versión final de Android N y de los próximos Nexus.

A mediano plazo, la próxima generación de celulares debería incluir los primeros modelos compatibles con Daydream, por lo que la información concreta de la primera camada de equipos debería salir entre finales de este año y comienzos del siguiente.

En todo este tiempo, Google espera que los desarrolladores comiencen a crear sus apps, pero eso dependerá del ecosistema. Si los smartphones compatibles no son extremadamente costosos, si hay la demanda suficiente por ellos, y si los fabricantes se deciden a apostarle a este formato: aunque en la lista de socios hay grandes nombres, como Samsung, Asus, HTC y LG, se echan en falta otros igualmente importantes, como Motorola o Sony.

Imágenes: ENTER.CO.

José Luis Peñarredonda

José Luis Peñarredonda

Un día me preguntaron sobre mis intereses y no supe por dónde empezar. Decidí entonces ponerlos en orden y dibujé un diagrama de Venn para agruparlos a todos: Internet, cine, periodismo, literatura, narración, música, ciencia, fotografía, diseño, política, escritura, filosofía, creatividad... Me di cuenta de que en toda la mitad de ese diagrama, en el punto en el que todos estos círculos confluyen, está la tecnología. Eso me llevó a ENTER.CO. Estudié Periodismo y Filosofía en la U. del Rosario. PGP: http://bit.ly/1Us3JoT

Ver todos los posts

7 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • punto positivo es que si los teléfonos aumentan la calidad para daydream, también lo harán para cardboard. el almacenamiento no tienen nada qué ver con realidad virtual. no es que como muestra para cada ojo una imagen diferente entonces la aplicación tenga el doble de tamaño porque le toca lo de una aplicación para cada ojo. en cada ojo muestra lasmismas texturas y los mismos volúmenes, y para eso sólo los tiene qué guardar una vez, de manera que el peso de una aplicación de realidad virtual no es diferente al de otra aplicación 3d, no tiene nada qué ver. aunque para cualquier aparato, nadie se va a quejar porque le pongan más cantidad de almacenamiento

  • El problema en los móviles es que no permiten un buen tiempo de juego, por ejemplo mi Note 4 con las Samsung Gear VR solo dura alrededor de unos 20 minutos, porque el cel se recalienta y toca esperar a que se enfríe de nuevo para que no se vaya a dañar el dispositivo… xD

    • feo lo que ud dice, pero es que 20 minutos de realidad virtual ya son bastante; para mí más de 10 minutos por turno ya es de cuidado. aunque lo de decir que se recalienta por culpa suya sería como decir que si lo roban es culpa suya por salir a la calle, como cierto ex alcalde

      • A ver, quien le preguntó a usted si mi comentario es feo y no le agrada? por algo no era para usted, o yo lo nombre en algún lado? cierto que no, entonces por ese lado no me interesa su opinión y puede ir a llorar con su mamá… y en cuanto a lo de que se recalienta el dispositivo tampoco lo estoy preguntando, si las Samsung Gear VR no sirven más de 20 minutos de juego seguido eso es mi problema por haberlas comprado y el de Samsung, por no informar de ese pequeñito detalle cuando se ponen a vender un producto al mercado, creo que más de uno ni las compraría, especialmente que aplicaciones como NetFlix no se pueden usar bien, porque una película dura más que unos pocos 20 minutos…
        PD: Lección del día de hoy, no opine donde no lo han llamado y no responda cuando nadie le ha preguntado 😉

        • de acuerdo, ya aprendí la lección del día de hoy, ya voy a llorarle a mi mamá porque cualquiera me dice eso en un foro abierto de opinión donde porque él dice, no puedo opinar sobre lo que él opina. bu hu

Archivos