Blue Freedom: carga tu celular con la fuerza de los ríos

Blue Freedom
5.000 miliamperios en 20 centímetros.

Quienes vivimos en las ciudades damos la energía por sentada. Su obtención y distribución ocurren lejos; nosotros simplemente encendemos el interruptor o conectamos el cargador. Pero eso no es así en muy buena parte del mundo, donde no hay interconexión eléctrica ni una generación sostenible.

Otro problema, similar pero diferente, tiene que ver con la contaminación producto de la generación de energía. Buena parte de los gases de efecto invernadero, que están causando el aumento de la temperatura en el planeta, provienen de técnicas de obtención de energía que se consideran ‘sucias’ por la alta cantidad de gases que emiten. Otras, como la nuclear, son más limpias, pero tienen el potencial de causar desastres de una escala mayúscula cuando algo sale mal.

Aquakin, una compañía alemana especializada en energía hidroeléctrica, plantea una solución para los dos problemas. Su producto más reciente, Blue Freedom, produce energía eléctrica a partir de las corrientes de agua, con la que se puede cargar cualquier dispositivo que reciba energía a través de un puerto USB.

Blue Freedom
5.000 miliamperios en 20 centímetros.

Tiene un pequeña turbina que se mueve cuando el agua fluye a través de ella, y así acciona un generador que puede recargar una batería que almacena hasta 5.000 mAh de energía –lo suficiente para cargar casi completamente dos smartphones–. La pila se recarga en varias horas, y lo hace más o menos tiempo de acuerdo con la velocidad de las corrientes: entre más rápidas éstas sean, más energía se obtiene de ellas.

Electricidad donde no la hay

Cuenta además con dos puertos USB, uno de los cuales es compatible con los estándares de carga rápida de muchos móviles de hoy en día y con una pequeña linterna que no solo alumbra, sino que avisa cuándo la pila está totalmente cargada. El dispositivo es totalmente portátil: pesa 400 gramos y mide 20 centímetros de diámetro.

Blue Freedom
La turbina que genera la electricidad.

La curiosidad tecnológica es interesante, pero no se trata solo de eso. ¿A quién está dirigido el Blue Freedom? Benedikt Schroeder, director gerente de Aquakin, le contó a ENTER.CO que la demanda es alta. “Muchas organizaciones que trabajan en lugares deprimidos del mundo nos han contactado porque quieren ofrecer nuestro producto”, dice.

En realidad, no solo se trata de darles a los montañistas y exploradores una manera de cargar sus productos, sino también –y sobre todo– de darles un poco de poder a personas en muchas zonas del mundo que no lo tienen. “Con un smartphone puedes hacer muchas cosas, pero sin energía, no puedes usar un smartphone”, dice.

Muchas de esas zonas no están en sitios en los que haya muchos ríos, pero aún así, la demanda es alta. “La gente siempre vive cerca de donde hay agua cerca” , dice Schroeder. “Y así no se trate de una gran corriente, un pequeño riachuelo es suficiente. No es ideal, pero funciona”.

El BluePower tuvo una exitosa campaña de Kickstarter este año, con la que recogió más de 190.000 dólares de 956 patrocinadores. En el futuro, el dispositivo estará hecho de materiales totalmente biodegradables –hoy está fabricado en plástico–.

Imágenes: Aquakin

José Luis Peñarredonda

José Luis Peñarredonda

Un día me preguntaron sobre mis intereses y no supe por dónde empezar. Decidí entonces ponerlos en orden y dibujé un diagrama de Venn para agruparlos a todos: Internet, cine, periodismo, literatura, narración, música, ciencia, fotografía, diseño, política, escritura, filosofía, creatividad... Me di cuenta de que en toda la mitad de ese diagrama, en el punto en el que todos estos círculos confluyen, está la tecnología. Eso me llevó a ENTER.CO. Estudié Periodismo y Filosofía en la U. del Rosario. PGP: http://bit.ly/1Us3JoT

View all posts

4 comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos