Descarga el ochentero videojuego de ‘Black Mirror: Bandersnatch’

Black Mirro: Bandersnatch

Durante este fin de semana no hubo otro tema de conversación en redes sociales que no fuera la película interactiva de Netflix ‘Black Mirror: Bandersnatch’. Y no es para menos: su originalidad, la ruptura de la cuarta pared, la forma en la que el espectador interactúa, los múltiples finales posibles y todas las sensaciones que causa, entre otras cosas que tiene esta genial producción de la serie, no podían hacer otra cosa que generar conversación.

Las opciones correctas y un código oculto

Pero la ruptura de la cuarta pared y la genialidad de la película no se quedan solo ahí, trascienden a nuestra realidad, más allá de las opciones a elegir, especialmente en un mundo web en el que los usuarios parecen hacer que todo sea posible. Al parecer, sí hay una forma correcta de elegir opciones para llegar a un final secreto que funciona como escena poscréditos. En ese (y acá hay spoilers), Stefan viaja en el autobús en el que va al principio y, en vez de darnos la opción de elegir la música, él pone un cassette titulado ‘Bandersnatch’ en el que suena un ruido algo desagradable.

Un usuario de Reddit con conocimientos de informática descubrió que el sonido es un espectro sonoro que producen los computadores de los 80 ZX Spectrum, precisamente el que usan Stefan y Colin en ‘Black Mirror: Bandersnatch’. Entonces, se dio a la tarea de descifrarlo para ver si tenía un mensaje oculto ¡y sí, lo tenía!

Para leer más de ‘Black Mirror’, ingresa a este enlace.

El usuario convirtió el sonido en un archivo .tap para un emulador de ZX Spectrum (el computador ya no se comercializa). Al pasarlo por el programa generó un código QR que en el centro tiene un logo conocido, no solo para quienes vieron ‘Black Mirror: Bandersnatch’, sino también para quienes son fanáticos de la serie, ya que es el símbolo principal del capítulo de la segunda temporada ‘White Bear’.Bandersnatch

Todo se une, todo conecta, todo se unifica

BandersnatchAl escanear el código, te va a llevar a la página de Tuckersoft, la empresa de videojuegos con la que trabaja Stefan para desarrollar su juego ‘Bandersnatch’, basado en la novela inexistente de Jerome F. Davies. Con un aspecto ochentero (aunque en ese tiempo el Internet no existía) la web muestra carátulas de videojuegos, que hacen referencia a capítulos de la serie, como el ya mencionado ‘White Bear’ o un afiche que vimos en ‘Black Mirror: Bandersnatch’, el de ‘Metl Hedd’, que también hace referencia al capítulo de la cuarta temporada ‘Metalhead’. Al dar click a cada póster, nos lleva a una descripción del juego.

Sin embargo, el más llamativo es ‘Bandersnatch’ por ser el de la película, pero en la página para celulares tiene un letrero encima que dice «cancelado», aunque en la versión web lleva a una página con la descripción del juego e imágenes y un prometedor botón que dice «jugar». Cuando lo oprimimos nos lleva a la película en Netflix… ¡bien jugado!

Bandersnatch

Cae en picada… me parece justo

Pero hay otro cartel que es distinto a los demás, el de ‘Nohzdyve’, que hace referencia al capítulo de la tercera temporada ‘Nosedive’ (Caída en picada, en español), el juego que desarrolló Colin. En la versión web de la página de Tuckersoft no aparece el póster, pero en la de móviles sí y, además de la descripción, tiene imágenes del videojuego y un botón para descargarlo. Cuando lo hagas, obtendrás un archivo .tap que deberás usar en un emulador de ZX Spectrum para poder jugar. Acá puedes descargar uno.

Bandersnatch

Bundesnatch

El juego, parece obvio, no existía, lo diseñaron exclusivamente para esta película, lo cual lo hace más genial. Además de la dificultad de llegar a ese final, porque nosotros no lo hemos logrado, ¿tú sí? En caso de hacerlo, seguramente no te diste cuenta de que había un mensaje oculto, pero te mereces el premio y, si no, igual disfrútalo.

Imágenes: Capturas de pantalla y Netflix

Fernando Mejía

Fernando Mejía

Quise ser músico, cineasta, astronauta, científico y poeta, cuando supe que solo me alcanzaba para la última, me hice periodista en el Externado para al menos escribir de todo eso y no defraudar al niño que fui.

Ver todos los posts

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos