Microorganismos producen nutrientes en el espacio ¿En qué consiste el proceso?

ESTACION INTERNACIONAL ESPACIAL

La Nasa está probando una forma de usar microorganismos para producir nutrientes vitales en el espacio y poder alimentar a astronautas. Con un experimento llamado BioNutrients, los cosmonautas a bordo de la Estación Espacial Internacional ayudarán a probar un nuevo sistema en el transcurso de cinco años.

El sistema de producción de nutrientes bajo demanda sería vital para la exploración humana en la era del espacio profundo . Ya que, una nutrición completa a partir de los alimentos almacenados durante una misión de varios años, posiblemente no sería buena. Además, también ayudaría a proporcionar nutrición a las personas que vivan en áreas remotas de nuestro planeta

La agencia espacial señala que un suministro de suplementos nutricionales, tienen nutrientes con una vida útil limitada. Algunas cosas, como las vitaminas, también funcionan mejor en su forma fresca que en una tableta procesada.

¿En qué consiste la estrategia para llevar microorganismos al espacio?

La investigación desarrollada por científicos del Centro de Investigación Ames de la NASA, en Silicon Valley, California, consiste en tomar un organismo seguro que ya esté presente en nuestros alimentos (en este caso, la levadura de panadería), modificarlo para que produzca un nutriente esencial y construir el hardware adecuado para permitir que los astronautas cultiven la levadura en el espacio.

“Como pequeñas fábricas vivientes, los microorganismos se dedicarán a fabricar el producto deseado. Los nutrientes que producirá la levadura en este experimento se llaman betacaroteno y zeaxantina. Estos son antioxidantes que generalmente se encuentran en las verduras y son fundamentales para mantener la salud de nuestros ojos”, explica Ames.

Sin embargo, los astronautas en la estación espacial no consumirán nada para el experimento BioNutrients. Simplemente realizarán múltiples rondas de pruebas en el sistema de producción.

Para cada prueba, agregarán agua estéril a una mezcla de levadura deshidratada y su fuente de alimento en polvo, mezclarán bien y mantendrán el paquete caliente durante 48 horas.

Luego, lo congelarán para analizarlo más tarde, de vuelta en la Tierra. Los científicos de la NASA verificarán cómo se desempeñó el sistema, incluida la cantidad de levadura que creció en los paquetes y la cantidad de nutrientes que produjo el experimento.

Te puede interesar: ¿Cómo sacar salsa de tomate de la botella sin salpicar? Modelo matemático resuelve la ‘incógnita’

La NASA explica que este estudio es muy importante, y señala que por ejemplo, los marineros hubieran sobrevivido al escorbuto, una enfermedad que se presenta cuando existe una carencia en el consumo de vitamina C, durante la era de la exploración de altamar. “Muchas personas murieron por pasar meses en el mar sin frutas y verduras frescas”.

Por eso, la NASA ya está en este proceso de experimentación y estudio, pues en la era de la exploración del espacio profundo, los astronautas también necesitarán una forma de obtener la nutrición adecuada. La planificación de formas de suministrar alimentos para una misión de varios años en la Luna o Marte puede requerir la producción de alimentos y nutrientes en el espacio.

El equipo del Centro de Investigación Ames, probará dos tipos de levadura con diferentes «estilos de vida» en los paquetes de producción de nutrientes. Uno produce esporas, una forma latente del organismo, como parte de su ciclo de vida. La levadura debería permanecer estable en esta forma durante cinco años, dándole una fecha de caducidad razonable para su uso durante misiones a largo plazo en la Luna o en la superficie de Marte.

El otro tipo no produce esporas, por lo que puede tener una vida útil más corta. Sin embargo, este tipo es interesante por otras razones. La gente ya está comiendo esta misma levadura en suplementos probióticos en el mercado hoy. Y hay muchas más especies de levadura de este tipo disponibles para los científicos para su uso potencial en futuros sistemas de producción de nutrientes, por lo que comprender cómo funcionan podría ser importante para la investigación.

Te puede interesar: Si hay vida inteligente en el universo, ¿la vamos a encontrar?

Los miembros de la tripulación de la estación espacial realizarán pruebas en ambos tipos de levadura periódicamente durante el transcurso de este experimento inicial. Esto permitirá a los científicos verificar cuánto tiempo su levadura especialmente diseñada se mantiene en buen estado en el estante y es capaz de producir nutrientes frescos que los humanos necesitarán para mantenerse saludables en el espacio.

La investigación BioNutrients-2 se lanzó a la estación espacial a bordo de la misión CRS-26 de SpaceX el 26 de noviembre de 2022. Esta fase del estudio se basa en los primeros resultados de BioNutrients e incorpora varias características nuevas. El objetivo general es probar un sistema bajo demanda para producir cantidades específicas de nutrientes clave utilizando un equipo mínimo.

Imagen: NASA

Digna Irene Urrea

Digna Irene Urrea

Comunicadora social y periodista apasionada por las buenas historias, el periodismo literario y el lenguaje audiovisual. Aficionada a la tecnología, la ciencia y la historia.

View all posts

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos