El perro robot de Sony, Aibo, regresa luego de 11 años

A finales de la década de los 90 llegó el primero de los perros robóticos de Sony, conocidos como Aibo. Estos fueron producidos por la compañía hasta 2006. Incluso uno de ellos fue coprotagonista del video de la canción ‘Doesn’t really matter’ de Janet Jackson. Más de 10 años después, Sony revivió la idea y lanzó una nueva versión del perro robótico Aibo, de acuerdo con información de The Next Web.

Aibo: la nostalgia vende

Durante los últimos años hemos visto el renacer de la nostalgia en todo tipo de dispositivos. Por ejemplo, Nintendo ha lanzado la NES Classic y la SNES Classic. Así mismo, Nokia presentó el Nokia 3310 e incluso el Tamagotchi regresó.

Esta vez el turno es para el nuevo Aibo. Este robot, por ahora lanzado en Japón, tiene un diseño más redondeado que los que habíamos visto en el pasado. Además, es capaz de responder a comandos de voz, mueve la cola, hace algunos trucos y cuenta con ojos Oled que le dan ‘emociones’.

Aibo perro robot Sony
Un robot conectado a la nube.

Gracias a la tecnología actual, Aibo también se conecta a Internet gracias a que tiene soporte para tarjeta SIM. Su comportamiento está basado en inteligencia artificial desarrollada por Sony. Aibo aprende de sus usuarios, de lo que ve y escucha, así como de lo que otras mascotas robot han aprendido.

Eso sí, Aibo no pretende ser un asistente virtual a lo Google Home, HomePod o Amazon Echo. De acuerdo con la compañía, se espera que la mascota robot sea eso, es decir, una compañía para niños y familias.

Por ahora, Aibo se encuentra en etapa de preorden de forma exclusiva en Japón. El dispositivo cuesta 198.000 yenes (~1.734 dólares o 5.315.000 pesos colombianos). Los primeros compradores recibirán sus unidades a partir del 11 de enero de 2018. Además, los usuarios deberán pagar una suscripción mensual de 2.980 yenes (~26 dólares u 80.000 pesos colombianos) que deberá ser de mínimo tres años. Esta cubre el acceso al servicio en la nube del robot y a descargar novedades.

Imagen: Sony. 

Enrique Cuartas

Enrique Cuartas

Mi vida gira en torno a la búsqueda: buscas información, buscas música que te gusta, buscas nuevos destinos para conocer, buscas tomar la mejor foto. Administrador de Empresas, bailarín de tango en mi tiempo libre, viajero empedernido, me encantan los idiomas y la tecnología móvil. ENTER.CO es ahora mi plataforma de búsqueda. Escribí para Hipertextual en el extinto blog Celularis y he blogueado a nivel personal en los últimos años.

View all posts

2 comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • ya era hora, excepto por el precio. en ebay se consiguen, pero teniendo enc uenta que es algo de como dice el mismo artículo, de hace más de 10 años, con partes móviles, conc omponentes que se gastan y demás.. pues, la primera versión, si se consigue, se consigue por partes o sin orejas (en la primera versión las orejas se le desprendían por desgaste), las otras, la segunda versión, digamos que de 700 dólares para arriba, o unos 500 dependiendo del estado, y la tercera versión, los precios pueden ser mayores incluso alos que anuncian acá (entre 2mil y 3mil dólares). se entiende que en cada versión corregóian cosas de la anterior ya umentaba la capacidad de cómputo. lo que no me suena de amucho es que es igual que los compuyadores, que amedida que pasa el tiempo se supone qu ebajan de precio. puede que haya un computador que cueste lo mismo que un computador caro de hace 10 años, pero hace mucho, mucho más; acá queda la duda de si pese alos avances de la tecnología, el precio es caro porque sí, o si realmente se nota un avance

    editado: y no esoty de acuerdo con lo de la suscripción. eso debería ser como las consolas de videojuegos. yo compro la consola y veré qué hago con eso; ya queda en mí decidr si pago una suscripción por servicios adicionales o no; no cuestión de pagar (y a ese precio) pero siga pagando

    • Amigo hoy en día la mayoría de los negocios de software están orientados al servicio. Además si el dispositivo se conecta a la nube para hacer consultas a un servidor de Inteligencia Artificial, todo esto tiene un costo. Es como si no pagaras el agua, entonces no tendrías el servicio en casa. Saludos

Archivos