La adicción a los videojuegos es oficialmente una enfermedad

Es el momento de la historia en que los eSports comienzan a estar en auge y ser adicto a los videojuegos luce como algo tan rentable que se le puede responder a la mamá que no estamos gastando tiempo en esos ‘jueguitos’, sino trabajando fuertemente en nuestro futuro.

Pero, justo cuando estamos en ese favorable panorama, aparece la Organización Mundial de la Salud (OMS) a aguar la fiesta. Este 25 de mayo presentaron un documento con la actualización de la Asamblea Mundial de la Salud, en donde se revisó, por undécima vez, la Clasificación Estadística Internacional de Enfermedades y Problemas de Salud Relacionados (CIE), que comenzará a funcionar a partir del primero de enero de 2022, como indican en un comunicado de prensa al respecto.

Si quieres leer más de videojuegos, ingresa a este enlace.

Hasta este momento, la OMS tenía la adicción a los videojuegos en un listado de comportamientos tecnológicos, que incluye el uso excesivo de smartphones, computadores e Internet, potencialmente peligrosos para la salud. Pero ahora, en la revisión que hicieron, la incluyeron en una lista de desórdenes por comportamientos adictivos.

Ahora, si quieres saber si eres adicto a los videojuegos o no, la OMS define esa adicción, a la que llaman ‘trastorno del juego’, como un patrón de comportamiento en el que las personas gastan demasiado tiempo en el juego (online o no), dándole más prioridad que a otros intereses y actividades de su vida diaria, y persistiendo, a pesar de las consecuencias negativas.

Las empresas hicieron su jugada

Las reacciones en la industria de los videojuegos no se hicieron esperar. Según el portal Polygon, representantes de empresas en Europa y otros siete países emitieron una declaración para que la OMS reexamine la decisión, alegando que la inclusión de un ‘trastorno del juego’ en la CIE no está basado en pruebas suficientemente sólidas que la justifiquen.

Aunque el CIE no es una ley, tiene gran influencia en los profesionales y encargados de las políticas que estudian y proponen tratamientos o intervenciones de salud pública, por lo que la preocupación de la industria no es infundada.

Por el momento, tú sigue jugando tranquilo, la inclusión solo funciona a partir de 2022 y hay que esperar a ver si el alegato de las empresas va a algún lado. Luego puedes preocuparte de que te quieran meter a un centro de atención para la adicción a los videojuegos o, en su defecto, que te vuelvas profesional y cobres por ello.

Imágenes: Sezer66 y Kerkez (vía: iStock). 

Fernando Mejía

Fernando Mejía

Quise ser músico, cineasta, astronauta, científico y poeta, cuando supe que solo me alcanzaba para la última, me hice periodista en el Externado para al menos escribir de todo eso y no defraudar al niño que fui.

Ver todos los posts

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos