Por qué amo Pokémon

Opinión ENTER.CO

¿Por qué te gusta tanto ‘Pokémon’?”, me preguntó la queridísima Laura Rojas un par de veces, cuando trabajaba junto al equipo de ENTER.CO.

Esta pregunta es intrigante para mi, ya que no tengo una respuesta concreta. Solo sé que me gusta. Me encanta ‘Pokémon’ y, así como lo notaron varios usuarios, cada vez que escribía sobre ello tenía más pasión que al escribir sobre cualquier otro juego o tema en la web. Esto hacía aparecer al típico comentarista: “¿por qué escriben de ‘Pokémon’ si hay cosas que son más importantes?” (aunque no de manera tan decente como lo escribo yo).

Pero no, no hay nada más importante que ‘Pokémon’. Es y seguirá siendo una fuente de felicidad, y espero con ansias el día en que un ejército de pikachus gigantes se tome el mundo, así como se tomó Japón hace un tiempo.

No hay nada más importante que ‘Pokémon’

Para el especial de los 25 mejores videojuegos hice un pequeño resumen técnico sobre la importancia que fue ‘Pokemón Red & Blue’ para la industria de los videojuegos y una generación de personas. Pero más allá de las ventas, el inicio de una saga y demás factores de los que se ha hablado una y otra vez, creo que me gustaría compartir lo que ha sido para mí este gran universo.

El día que desperté en Pueblo Paleta

Como muchos otros, mi primer acercamiento a ‘Pokémon’ no fue a través de los videojuegos, sino del anime. Recuerdo verlo por primera vez un sábado en la casa de mi abuela, en el canal de Magic Kids. Hacía un par de semanas que se anunciaba la serie por el canal argentino, invitando a los espectadores a conocer esta aventura. Los dibujos eran llamativos y novedosos para la época.

Tras el primer capítulo quedé cautivado. El protagonista era totalmente diferente a lo que se acostumbraba (se queda dormido, lo electrocuta el Pikachu, pierde la primera vez que intenta ganar una medalla, es torpe). Ash Ketchum era el tipo de personaje que mostraba que aunque uno tuviera un mal arranque, el esfuerzo puede ser una herramienta para evolucionar, conocer el mundo y cumplir los sueños. Algo que mueve mi forma de ser desde aquel entonces (y que luego se tradujo mejor en ‘seguir mi camino ninja‘.)

La saga apela tanto a los jugadores casuales como a los más geeks

Poco después del lanzamiento en Magic y otros canales de televisión, los muñecos comenzaron a rondar las vitrinas de las jugueterías y los juegos de Game Boy empezaron a rondar. Por esas fechas llegaba familia de EE. UU., y entre los regalitos de Navidad se coló un espectacular ‘bundle’ del popular Game Boy Color con ‘Pokémon Yellow’. Ya entenderán la felicidad de un niño de nueve años al ver que podía vivir las aventuras de su héroe en la televisión y en una consola.

Desde entonces, 19 años han pasado bajo la misma fórmula de un niño que despierta a comenzar su aventura Pokémon en la región X, debe elegir un principal, ganar medallas, salvar el mundo y convertirse en el campeón. Y lo peor, es que cada entrega sigue siendo espectacular y funcional, porque la fórmula de jugabilidad, estrategia, historía y diseño está balanceada para ser agradable para cualquier tipo de usuario.

Los más dedicados llegarán al extremo de criar criaturas para competir, los que somos más casuales entrenamos a nuestro equipo con los monstruos que más nos gustan, y quienes no son de jugar mucho encuentran valor en él: es un buen juego para pasar el rato.

¿Y mi juego favorito?

Gracias a que muchas veces me hicieron preguntas como la de Laura, hice un recorrido sobre lo que más me gustó de los juegos. Llegué a la conclusión que, aunque a muchos no les gustó (y por ende nunca volvieron a sacar otra de estas entregas), mi juego favorito es ‘Pokémon Snap’.

—Pero eso era sólo de tomar fotos, ¿cómo te puede gustar?

Ese análisis de ver en retrospectiva los juegos me hizo entender que desde que conocí ‘Pokémon Snap’ mis intereses giraron alrededor de las artes visuales. Puede que en su momento no entendiera cómo hacía el software para calificar que tan bien o mal tomaba las fotos, pero me interesé en conocer la imagen y a tratar de que los elementos estuvieran organizados de forma similar a como lo estaban en las fotos de revistas National Geographic que coleccionaba mi papá. Y, al cabo de un tiempo, noté que dentro de mi carta a la deidad de los regalos no pedía juegos, sino una cámara con rollos para hacer fotos.

Luego volví a jugarlo, ya con una carrera de cine y otra de fotografía encima mío. Me di cuenta de que el software del juego calificaba mejor una composición simétrica en los rostros y grupos, y mejor una composición a tercios cuando eran planos más generales y tomas de cuerpo entero. Tenía en cuenta elementos como el tamaño del pokémon en el cuadro, si se estaba moviendo o en qué área queda recortada la criatura.

¡Feliz cumpleaños, Pokémon!

pokemon
«Espero con ansias el día en que un ejército de pikachus gigantes se tomen el mundo».

Para cerrar, solo quiero decir que soy un pokemaniaco. Seguiré defendiendo la genialidad del RPG que transformó los videojuegos, la ternura del hermoso Pikachu y sus cachetes eléctricos y el hecho de que ‘Pokémon’ es una fuente de felicidad que aún me emociona tras tantos años.

Seguiré comprando los nuevos títulos que salgan de la vieja fórmula, continuaré con mi pijama de Charmander y mis peluches y muñecos de pokémon. Y probablemente nunca le pueda responder a Laura por qué me gusta tanto ‘Pokémon’, pero ella ya debe entender que solo importa que pueda sonreír tanto gracias a ello.

Feliz cumpleaños Pokémon. Que cumplas mínimo otros 20 más con los que te queremos.

Imagen: Sergio Fabara (vía Flickr), captura de pantalla

Sergio Fabara

Sergio Fabara

"La curiosidad mató al gato" es el refrán más hermoso que existe, aquel gato murió buscando algo por lo que vivir. Y así mismo, probablemente moriré en la búsqueda de saciar mi curiosidad con el mundo. Me gusta mucho el cine asiático, los romances de Wong Kar-Wai, y los monstruosos personajes de Takashi Miike. Me encanta pokemon y megaman, y debo decir que la influencia que tengo por parte de los videojuegos y el anime han influenciado mucho como veo la fotografía y el cine. Y ahora entro aquí a ENTER.CO, buscando conocer nueva información sobre este mundo, y escribirla en imágenes. Me gusta el chocolate blanco.

Ver todos los posts

10 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • Sin ofender a los fans, ash es el personaje de anime más patético que haya existido. La serie alcanzó un punto alto cuando ganó la liga naranja y cualquiera que no haya visto la serie después de eso, no se ha perdido nada.
    Los primeros 151 pokemones estaban bien diseñados pero luego cada temporada traía pokemones cada vez más ridículos.

  • Sin ofender a los fans, ash es el personaje de anime más patético que haya existido. La serie alcanzó un punto alto cuando ganó la liga naranja y cualquiera que no haya visto la serie después de eso, no se ha perdido nada.
    Los primeros 151 pokemones estaban bien diseñados pero luego cada temporada traía pokemones cada vez más ridículos.

  • Estos dias he jugado el Pokemon de Gameboy Advance(Leaf Green) y tube unos duelos con otra persona(Pokemon Fire Red) por cable Link. Los habia comprado hace tiempo pero no los habia jugado casi.

    De Pokemon he jugado varios aunque fueron con emulador, el primero fue el Pokemon Blue que no recuerdo si lo termine, tambien jugue el Pokemon Crystal que lo termine, Pokemon Pinball, Pokemon Trading Cards de GBC, el Traiding Cards de PC actual. Y fisicos aparte del (Green de GBA) el Pokemon Y y el Pokemon Omega Ruby no los he terminado porque soy malo para terminar juegos, juego muchas cosas pero solo por ratos.

    El que me gusto mas fue el Crystal porque era en tiempo real(Habia que configurar el dia de la semana y la hora) entonces dependiendo la hora en que se jugaba aparecia de dia o de noche y dependiendo la hora o el dia aparecian ciertos Pokemons. Tambien porque el Pokedex(O aparato similar) tenia varias cosas dentro de esas tenia la funcion de radio. Cuando termine ese juego hice trampa para poder capturar todos los Pokemones que me habian hecho falta XD

  • Estos dias he jugado el Pokemon de Gameboy Advance(Leaf Green) y tube unos duelos con otra persona(Pokemon Fire Red) por cable Link. Los habia comprado hace tiempo pero no los habia jugado casi.

    De Pokemon he jugado varios aunque fueron con emulador, el primero fue el Pokemon Blue que no recuerdo si lo termine, tambien jugue el Pokemon Crystal que lo termine, Pokemon Pinball, Pokemon Trading Cards de GBC, el Traiding Cards de PC actual. Y fisicos aparte del (Green de GBA) el Pokemon Y y el Pokemon Omega Ruby no los he terminado porque soy malo para terminar juegos, juego muchas cosas pero solo por ratos.

    El que me gusto mas fue el Crystal porque era en tiempo real(Habia que configurar el dia de la semana y la hora) entonces dependiendo la hora en que se jugaba aparecia de dia o de noche y dependiendo la hora o el dia aparecian ciertos Pokemons. Tambien porque el Pokedex(O aparato similar) tenia varias cosas dentro de esas tenia la funcion de radio. Cuando termine ese juego hice trampa para poder capturar todos los Pokemones que me habian hecho falta XD

Archivos