El error de ‘Liga de la Justicia’ nunca fue su director, fue Warner

La Liga de la Justicia de Zack Snyder

Mientras que termino de organizar mis ideas sobre la ‘liga de Justicia de Zack Snyder’, creí necesario evacuar una de las más grandes lecciones que dejó la función de 4 horas: el error de ‘Justice League’ nunca fue Joss Wheadon o Zack Snyder. El problema de la cinta fue Warner Pictures y el manejo que le dio a su franquicia.

Si necesitas 4 horas para contar bien tu película, entonces quizás tienes un problema enorme en tus manos.

Y no tomen este comentario a mal. Sin duda la versión de ‘Zack Snyder’ es mejor que la película de 2017. No creo que haya alguien que diga lo contrario. Pero el hecho de que se necesitara casi el doble de tiempo para contar la historia que querían es la muestra de un problema más grande. Warner Bros Pictures subestimó lo complicado que es contar la historia de un equipo de héroes y, como resultado, terminó matando a la franquicia antes de que siquiera pudiera nacer.

Nunca fue un DCU, pero quizás debió serlo

La primera confusión de muchos al mirar las películas de DC puede ser pensar en ellas con universo interconectado. Porque en realidad, nunca lo fue. Originalmente la idea era sacar 5 películas de los héroes de DC reunidas dentro de una misma ‘trilogía’ de filmes. ‘Man of Steel’ y ‘Batman V Superman’ fueron las dos primeras y Snyder tenían planes para otras dos cintas.

Te puede interesar: Estos eran los planes para la ‘Liga de la Justicia’ 2 y 3

Esto causó problemas por la manera en la que historia pudo y quizás debió ser contada. Para muchos fue sorprendente la rapidez con la que DC lanzó su primer gran crossover de Súper Héroes. A Marvel le tomó cuatro años entre Ironman (2008) y Avengers (2012), junto con otras 5 películas el lanzar este crossover. El resultado es que les permitió a sus héroes el tener sus propias historias en los espacios adecuados. No necesitábamos un arco de introducción a Loki o Thor, porque ya había dedicado el tiempo suficiente a estos héroes, de manera que la cinta podía concentrarse en contar su propia historia. Incluso cuando después utilizó otras películas para contar elementos o pequeñas partes de la historia de otros personajes, el hecho de que ya los hubiéramos conocido era razón suficiente para continuar.

El DCU, por otro lado, nunca creo estos espacios. Hubiera sido fundamentalmente diferente si antes de ‘Justice League’ hubiéramos recibido la cinta de Si hubiéramos visto a ‘Acuaman’. Si el ‘Flash’ hubiera recibido sus orígenes en la pantalla grande, si Victor Stone hubiera tenido más tiempo para explorar su relación con su padre. En vez de esto ‘Justice League’, de manera desesperada intenta meter todas las historias de sus héroes al mismo tiempo en dos horas. Algo que es imposible y que dio como resultado en la original esta sensación de no entender del todo cuál era el motivo de la emoción. DC se apresuró demasiado y pagó el precio.

También se ve en la escala de poderes de sus protagonistas. Una de las dificultades del DCU frente al MCU está en que los héroes de DC son significativamente más poderosos. Superman prácticamente se presenta como alguien capaz de derrotar a cualquier o para su primera aparición Flash es capaz de regresar en el tiempo. Esto presenta un problema, pues a largo plazo mutila cualquier oportunidad de explorar el camino de estos personajes por separado. La película de ‘Flash´ desde el inicio levanta preguntas, porque el personaje literalmente ya ha alcanzo sus metas y superado el obstáculo por delante. ¿Qué queda entonces?

Falta de consistencia en el tono

El segundo problema de pensar en las cintas de la ‘Liga de la Justicia’ como cinco películas y luego dar a otros directores las películas individuales está en una clara inconsistencia en su tono. Snyder tenía claro que no quería una cinta familiar. Sus héroes de DC no hacen chistes, no responden con sarcasmo, no tienen problemas con matar.

El problema está cuando un nuevo director toma a estos personajes y decide que quizás ellos no son tan grises como Snyder los quiere hacer ver. La Mujer Maravilla de Patty Jenkins es fundamentalmente diferente a la de Snyder o incluso Wheadon. Lo mismo su Aquaman, que en poco se parece al que trajo James Wan.

La falta de consistencia en el tono hace que el DCU sea imposible de sostener. No se sabe qué esperar de sus películas y al intentar conectarlas solo se sienten como piezas de una máquina que no corresponden. Y la razón es porque DC nunca se comprometió con un tono o, mejor dicho, se arrepintió de la visión oscura que Snyder quiso meterle a la franquicia y optó por indicar a los otros directores que la mejor manera era hacer película siguiendo la formula de Marvel.

Es quizás la razón por la que la ‘Liga de la Justicia’ de 2017 es tan terrible. Porque aquí se ve mejor que nunca la visión de dos directores chocando. Es la representación viva de la visión original de su universo frente a las demandas a los ejecutivos que presionaron sin cesar para Snyder redujera el tono. Y el resultado fue una ‘Liga de la Justicia’ y ‘Escuadrón Suicida’ que intentaron ser lo que no eran y, con ello, decepcionar a toda una audiencia.

Imágenes: Warner Bros.


Jeffrey Ramos González

Jeffrey Ramos González

Mi papá quería que fuera abogado o futbolista. Pero en vez de estudiar o salir a la cancha, me quedé en la casa viendo 'Dragon Ball Z', jugando 'Crash Bandicoot' y leyendo 'Harry Potter'. Así que ahora que toca ganarse la 'papita' me dedico a escribir de lo que sé y me gusta. Soy periodista graduado de la Javeriana, escritor de ficción. He publicado en El Tiempo, Mallpocket, entre otras revistas.

Ver todos los posts

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos