El guerrero sanandresano con discapacidad que busca un récord guinness

Michael Villar Corpus es un triatleta de 29 años, proveniente de San Andrés, que tuvo un accidente de tránsito cuando tenía 18 años, que hizo que le amputaran su pierna izquierda a causa de una gangrena gaseosa.

SanandresanoDespués del accidente, tuvo dolorosas terapias de recuperación durante dos años, lo que hizo que sus planes de vida cambiaran radicalmente. Para ese entonces estudiaba en el Sena para ser tecnólogo en agua potable y estaba próximo a estudiar ingeniería ambiental en la Universidad Nacional. Además, había ganado un proyecto para crear una consultoría ambiental en San Andrés.

Todo lo que causó el accidente hizo que Michael se refugiara en la bebida y subió de peso, llegó a pesar 100 kilogramos. Sin embargo, alguien apareció en su vida para reencaminarla de nuevo: Carlos Julio Moreno, un entrenador que le enseñó a nadar porque, hasta entonces, a pesar de nacer y crecer en una isla, le tenía fobia al mar por traumas de infancia.

Luego viajó a Bogotá para hacerse su primera prótesis y formó parte de la liga paralímpica de natación de la capital del país, que representó por seis años. Durante ese tiempo fue parte de la Selección Colombia de natación paralímpica en tres oportunidades. Luego de sufrir una grave lesión, se vio obligado a regresar a San Andrés y estuvo retirado del deporte por dos años.

Nada que lo pueda parar, nada que lo pueda detener

sanandresanoTras ese parón, que le causó una fuerte depresión, se dio cuenta de que debía volver al deporte y comenzó a entrenarse, hace ocho meses, con la vista puesta en dos objetivos personales: darle la vuelta nadando a Santa Catalina y Providencia, para luego hacerlo con la isla de San Andrés. Cada día le emplea 5 horas para entrenar natación, atletismo y ciclismo, porque su especialidad es el triatletismo. Ganó una triatlón internacional en San Andrés y la parada nacional de triatlón, en Guatapé, Antioquia.

Sin embargo, para cumplir su primer reto, que es darle la vuelta a Providencia y Santa Catalina nadando, su entrenamiento se ha enfocado principalmente en la natación. Una labor exhaustiva que para cualquier persona, incluso sin tener una discapacidad, es un acto heróico: el recorrido es de 26 kilómetros en aguas abiertas. De esta forma busca entrar en los libros de Récord Guinness.

Para leer más sobre récord Guinness, ingresa a este enlace.

Michael planeaba realizar la hazaña de dar la vuelta a Providencia y Santa Catalina este 3 de diciembre, día mundial de la discapacidad, y aprovechar para, de esa forma, hacer un llamado a la inclusión y causar un impacto positivo en San Andrés. Sin embargo, realizar una hazaña de este tamaño no es fácil, requiere de recursos y logística que no se pudieron conseguir a tiempo, por lo que el evento tuvo que ser aplazado para el 3 de marzo. Luego, en septiembre, intentará mejorar su marca al darle la vuelta a San Andrés (un recorrido de 33 kilómetros).

Por eso Michael busca ayuda financiera por medio de donaciones que, además de ayudarle para realizar la hazaña, también le permitan adquirir dos prótesis que necesita: una para el día a día, que mejorará su calidad de vida, y otra especializada en atletismo, que le ayudará a mejorar su desempeño que le dé buenos resultados en los Juegos Nacionales y, por qué no, ganar medalla de oro, lo que le permita cumplir el sueño de participar en los Olímpicos de Tokio 2020, para representarnos y darnos una alegría.

Imágenes: Michael Villar Corpus (vía: Facebook)

Fernando Mejía

Fernando Mejía

Quise ser músico, cineasta, astronauta, científico y poeta, cuando supe que solo me alcanzaba para la última, me hice periodista en el Externado para al menos escribir de todo eso y no defraudar al niño que fui.

Ver todos los posts

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos