Colombia no está preparada para tantos (ningún) concierto(s)

Conciertos

Recientemente, Colombia fue noticia mundial por los conciertos que se realizaron y realizarán en la capital, esta vez  por la disputa entre los fans de Harry Styles y los hinchas de Millonarios. Periódicos como ‘The Guardian’, de Inglaterra, informaron que en la ciudad habían opiniones divididas entre los que desean ver el partido (del cuál se desconoce aún el rival) y los que esperan con ansias al cantante británico. La noticia parece realismo mágico y, no es para menos. Luego del último fiasco con el concierto de Dua Lipa, al menos en términos de conciertos, la industria de entretenimiento en Colombia, está siendo fuertemente criticada y cuestionada. Por si no lo sabes, el concierto de la cantante pop se realizó en el parqueadero del parque Salitre Mágico. Minutos después de que el concierto inició, empezaron a circular videos donde se veía que las personas que estaban fuera del parque podían ver mejor el concierto que quienes habían pagado la boleta. Por supuesto, los promotores hicieron lo que cualquiera haría: tapar con bolsas plásticas para que los de afuera no pudieran ver. ¡Parece chiste pero es anécdota!

La realidad es que Colombia no está preparada aún para la cantidad de conciertos que se han hecho (y que vendrán). En el concierto de Coldplay vimos tecnología de punta como las manillas con luces que estaban sincronizadas con la música, chalecos para que las personas con problemas auditivos pudieran disfrutar del concierto, etc. Y si, cuando el artista cuenta con sus propias herramientas, la tecnología es un gran aliado, pero si está a cargo de los promotores colombianos, aún nos quedamos cortos.

Para la muestra de un botón, está el Cordillera fest, que se celebró el pasado fin de semana. Tuve la posibilidad de asistir al evento, pero me encontré con varias fallas que al sol del siglo XXI, en el año 2022, deberían sonar como un chiste. Desde las 5 de la tarde hasta la 1 de la mañana pude realizar una única llamada (que además no fue contestada); nunca había señal. Y sí, sabemos los motivos: cuando hay tantas personas reunidas en un mismo punto tratando de conectarse a internet o realizar una llamada, las redes colapsan. La pregunta acá es: ¿Si ya sabemos los motivos (desde hace varios años), no deberíamos tener ya alternativas en este tipo de situaciones?

Te puede interesar: Cómo conectar dos pares de audífonos a un mismo dispositivo

Como «buena colombiana», dejé todo para última hora, incluída la batería de mi celular, la cuál recordé cargar solo 15 minutos antes de salir de casa, pensé: «pues allá lo cargo» ( inserte aquí el meme del payaso). Pregunté a cuatro personas de logística «dónde había punto para cargar el celular», esperando que alguno estuviera equivocado, pero no, la respuesta de todos fue: «no hay espacio para ello». ¿Cómo es que en un festival, dónde se promueve la tecnología, no cuenta con un espacio para que los usuarios puedan cargar su celular? ¿Cómo es que podemos realizar todos los pagos de manera digital mediante una pulsera, pero no podemos comunicarnos entre asistentes por falta de señal?

Sin duda, el Cordillera Fest no es el único evento con esta serie de falencias tecnológicas. Creo que en el afán por recuperar el tiempo perdido en medio de la pandemia al no poder realizar eventos masivos, incluidos los conciertos, la industria del entretenimiento olvidó que los asistentes y el artista son más importantes que el dinero recogido. Es momento de que los promotores reevaluen los ajustes que deben realizar, más cuando la mayoría de conciertos cuestan un órgano. Y si no quieren escuchar a los consumidores, quizás al estar en boca de la prensa extranjera la situación sea diferente.

«Los aficionados a la música del país han criticado con frecuencia la integridad de los promotores, a los que acusan de aprovecharse de la desesperación de los colombianos por ver a sus ídolos musicales.» – The Guardian.

Imagen: Unsplash

Alejandra Betancourt

Alejandra Betancourt

Dicen que una buena manera de viajar es a través de la lectura, a mí me gusta navegar entre las letras y construir también mis propios trayectos. Me interesa que todos sepamos lo que sucede en el mundo, así que estudié Comunicación Social. Actualmente y con el propósito de escribir mis cuentos y próximas novelas, estudio Creación Literaria.

View all posts

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos