En 2017 fueron robados 172.000 millones de dólares en ciberataques

imagen ciberataques

Más de 978 millones de personas en el mundo perdieron dinero el año pasado debido al cibercrimen. En promedio, cada persona perdió unos 142 dólares debido a ataques de hackers en 2017. Así lo afirma el reporte anual de ciberseguridad de la firma de seguridad Norton, publicado hoy.

imagen ciberataques

Además del dinero robado, las víctimas tuvieron que dedicar al menos 24 horas (unos 3 días completos de trabajo) de su tiempo a ‘solucionar’ los inconvenientes del ciberataque. Y como si fuera poco, en total, el cibercrimen robó en el transcurso de 2017, 172.000 millones de dólares.

A nivel global, la firma logró identificar que las víctimas de cibercrimen tienen varios aspectos en común. Uno de ellos es que son usuarios del común, que usan múltiples dispositivos, ya sea en casa o fuera. Pero tienen ‘puntos ciegos’ en cuanto a prevenciones básicas de ciberseguridad. El 20% de las víctimas usa la misma contraseña entre múltiples cuentas. Y al menos el 58% de las víctimas suele compartir sus contraseñas con otros.

Uno de los puntos más preocupantes del reporte es que las personas víctimas de cibercrimen no son conscientes de que están descuidando su seguridad. El 39% de las víctimas a nivel mundial aumentó su nivel de confianza en su propia habilidad de proteger sus datos e información personal de ataques a futuro. Y el 33% cree que tiene un bajo riesgo de convertirse en víctima de cibercrimen.

Adicionalmente, este estudio reveló que las personas que más adoptan nuevas tecnologías, y que usan más dispositivos (celulares, tabletas, parlantes inteligentes, computadores, etc.), tienen más probabilidad de ser víctimas de ciberataques. Por ejemplo, más de un tercio de las personas (el 37%) tiene una consola de videojuegos y un smartphone, comparado con un 28% de quienes no fueron víctimas.

¿Cuáles fueron los ciberataques más comunes de 2017?

De acuerdo con el reporte de Norton, los cibercrímenes más comunes durante el año pasado fueron infecciones a dispositivos por virus u otras amenazas de seguridad. En menores porcentajes encontramos: fraude de tarjeta de crédito o débito, contraseñas robadas, ‘hackeo’ de cuentas en redes sociales o correos, compras en línea que resultaron siendo una estafa o hacer clic en correos fraudulentos, que roban información sensible.

Otro punto interesante del reporte es que al parecer, las formas más sofisticadas de seguridad, como la biometría de voz o facial, están eclipsando a los métodos más tradicionales. Y esto está poniendo a las personas en riesgo. Por ejemplo, las víctimas de ciberataques suelen usar técnicas nuevas de seguridad, como ID de huella (44%), reconocimiento facial (13%), patrones de uso (22%), VPN personal (16%), ID de voz (10%) y autenticación de dos factores (13%).

Imágenes: capturas de pantalla y Pixabay. 

Susana Angulo

Susana Angulo

Antes de Internet ya me gustaban la música clásica, los animales,
cocinar postres, y leer cuentos de terror. La tecnología me ha
permitido ahondar en estas y tantas otras pasiones, que sería un error
pensar en la cultura digital como tema exclusivo de 'geeks'. Soy
periodista de la Universidad del Rosario.

Ver todos los posts

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos