El papá de los filtros: Google Priority Mail

Otro caso de éxito para la empresa de California. Con esta herramienta, los usuarios tienen una defensa más contra el ataque de los correos.

Sobredosis de correo electronico
El servicio de Prioritarios promete acabar con la sobredosis de mensajes de correo electrónico.

Google siempre ha mantenido una política de mejoramiento de sus productos por medio de pequeñas actualizaciones (muchas de ellas imperceptibles). No hacen grandes cambio en las versiones como los de Internet Explorer 9 o Firefox 4. Simplemente van actualizando sus productos cada vez que sea necesario.

Este mes, ya actualizó Street View para poder ver partes de Antártida y lanzó su servicio de telefonía por Internet Google Voice. Adicionalmente, ha hecho dos cambios importantes a su servicio de correo, Gmail: lanzó la nueva herramienta de Google Priority Mail y la posibilidad de organizar correos al estilo clásico, y no sólo por conversaciones.

Priority Mail (Prioritarios, se llama en español) es un sistema que les da prioridad a los correos electrónicos más importantes y los destaca en la parte superior de su bandeja de entrada. En un sistema dinámico, ya que a medida que el usuario vaya usando más el servicio, va afinando el algoritmo para mejorar el criterio de selección.

Google es una de las empresas más innovadoras del mercado. A veces tiene éxito (Google Instant Search, Google Maps y Google Apps) y otras veces fracasa (Buzz, Orkut, Google Wave). Lo destacable es que a la organización no le tiembla la mano a la hora de lanzar productos arriesgados que cambien paradigmas de Internet.

Priority Mail ha hecho esto. La herramienta está cambiando la forma de usar el correo electrónico.

Se acabaron los días de tener que poner 50 filtros, tener 10 carpetas y estar mirando la sección de spam. Priority Mail va aprendiendo qué temas y qué remitentes son más importantes para darles la prioridad adecuada.

Sin embargo, no todo es color rosa en el mundo de la correspondencia digital. Google tiene que trabajar para exportar la herramienta a las versiones móviles, ya que cada día más usuarios reciben y manejan su correspondencia en el celular. Además, Priority Mail no es para todo el mundo. Tiene un sabor más orientado a empresas y trabajadores del conocimiento, cuyos volúmenes de correo son mucho mayores que los del resto de los mortales.

Para aquellos que se sienten abrumados por el número de correos, Priority Mail es un regalo adelantado del Niño Dios.

Cabe hacer la salvedad que para notar la eficacia de la herramienta de Gmail es necesario recibir un buen número de mensajes diarios, por ejemplo, más de 30. Un sistema nunca va a trabajar más rápido que la cabeza para manejar pequeñas cantidades, y con 30 correos repartidos a lo largo del día, seguramente el usuario podrá decidir cuáles son importantes o no.

Lo más importante es tener la opción del servicio. Gmail permite usar la bandeja de entrada con Priority Mail o sin él. Finalmente eso es lo único que quiere el consumidor: tener diferentes opciones. Y Google hace esto muy bien, ya que cuando lanza un servicio nuevo que puede tener opiniones en contra o a favor, suele zanjar el debate dejando la decisión en manos del usuario.

Mateo Santos

Mateo Santos

En vez de un tetero, nací con un Mac Classic en mi cuarto. Esa caja con pantalla en blanco y negro fue mi primera niñera. Por ahí, también rondaba un balón de fútbol y una camiseta de Millonarios. Desde ese día, sabía que la tecnología y el fútbol iban a ser mi estrella de Belén. El primer juego que tuve en mis manos fue Dark Castle, también en un Macintosh. No me gusta la música. Soy un amante escéptico de la tecnología. Hago parte del proyecto de ENTER.CO para llenar el vacío en información de tecnología que hay en América Latina, o como dirían los enterados, en LATAM. Me gradué de Administración de Empresas en los Andes y después hice una maestría en periodismo en la Universidad Europea de Madrid.

View all posts

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos