Silicon Valley remoto: amenaza para maquilas, oportunidad para programadores colombianos

Escritorio con dos pantallas de computador

Con el anuncio esta semana de que Facebook, Twitter, Box, Coinbase y Shopify implementarán trabajo remoto permanente, empieza un efecto dominó que supone una excelente noticia para programadores en Colombia y mala noticia para las «maquilas» (empresas de desarrollo de software a la medida) que solo venden en Colombia.

La oportunidad tanto para programadores como maquilas es buscar clientes y empleadores globales ahora que es más fácil que nunca.

Remoto ≠ Trabajo en casa

El trabajo remoto se limita a trabajo desde casa solamente durante esta pandemia, pero el trabajo en casa es una de varias modalidades de trabajo remoto.

Es claro que trabajo desde la casa, con los niños sin ir al colegio y sin un espacio dedicado, no es lo óptimo. Pero tampoco volverá a ser óptimo desperdiciar en promedio 11 días o 272 horas al año en el tráfico y más incómodo si tienes que ir con mascara puesta el día entero.

Al largo y mediano plazo creo que las empresas que sobrevivan lo harán con una combinación de créditos a co-workings cerca a donde viven los empleados con plataformas como Workia* o con paquetes de dotación de espacio de trabajo en los hogares de los empleados como ofrece FirstbaseHQ.

Movilidad socioeconómica

La realidad de «Talent is everywhere, opportunity is not» (el talento está en todo lado, las oportunidades no) cambia cuando más empresas adoptan una modalidad de trabajo remoto permanente. Esto es una gran oportunidad para el talento en Colombia, la transformación económica del país, y la movilidad socioeconómica de muchas personas, un nuevo mundo en el cual la lotería del nacimiento importa menos.

En programación, tu apellido, tu colegio o tu universidad no importa como en otros oficios. Empresas como Apple e IBM no piden un título universitario, por lo contrario, importa más la evaluación técnica y el portafolio que un diploma. Por eso se puede dar los casos como el del programador que pasó de ser vendedor ambulante de helados a gerente de ingeniería en Skillshare.

Por ahora estas grandes empresas de Silicon Valley se van a limitar a contratar en EEUU y/o Canadá por temas de normativas de derecho laboral y tributarias, pero eso es temporal mientras startups como Deel, Pilot, Rose* crecen en adopción de sus plataformas, las cuales permiten contratar talento en cualquier lugar del mundo y fácilmente cumplir con todas las prestaciones de ley de cada país. Pronto, las complejidades regulatorias no serán problema para empresas extranjeras al contratar programadores en Colombia.

La otra razón por la cual a empresas de Silicon Valley les gusta limitar la geografía es para poder trabajar en la misma zona horaria, requisito que no es problema para Colombia ya que estamos en la mitad horaria entre Eastern Time (Nueva York) y Pacific Time (Silicon Valley).

Estos avances tecnológicos y culturales acelerados por la pandemia pueden resultar en una ola masiva de empresas con oportunidades que antes se limitaban a Estados Unidos. Ya tenemos empresas de Silicon Valley y Nueva York como Twilio, Skillshare, AI Fund, Snappr, LendingFront que resolvieron los retos normativos laborales y contratan en Colombia. Es inevitable que la lista siga creciendo.

La nueva batalla por el talento

Ahora que remoto es el default, la mayoría de programadores van a preferir empresas que monetizan un producto en el mercado internacional versus las empresas que realizan desarrollo de software para el mercado local, por la simple razón que la compensación es acorde al mercado y al modelo de negocio de la empresa de software.

Las empresas que monetizan el mercado local tienden a tener presupuestos para compensación más bajos comparadas a las que monetizan un mercado global. Así como las empresas que monetizan el tiempo de sus programadores como maquilas, tienden a tener menos presupuesto para compensación en comparación con aquellas que monetizan un producto creado por sus programadores.

Antes los trabajos remotos eran solo para los programadores seniors. Ahora con «remoto permanente», los trabajos remotos también serán para juniors. La única limitante será el inglés. Bolsas de trabajo para trabajadores remotos como remoteOK.io y *Torre.co han visto un crecimiento en estas oportunidades.

Muchas veces he escuchado empresarios de maquilas locales tradicionales decir que las empresas de software extranjeras «se tiraron el mercado» en vez de adaptarse y exportar.  Coincide también que son los mismos que no capacitan a sus empleados en inglés y a propósito contratan solo a personas que no hablan inglés para que «no se les vayan».

Seguramente son los mismos empresarios que todavía esperan que «remoto» es una contigencia temporal, y asumen que pronto todos sus empleados van a poder y querer volver a trabajar desde una oficina. La esperanza no es una buena estrategia, adapartarse sí lo es.

La oportunidad

La oportunidad es clara: para programadores es aplicar a trabajos remotos mejor remunerados, mejorando el inglés si es necesario. Aquí es donde los esfuerzos en el bilingüismo deben amplificarse por parte de los alcaldes, los gobernadores departamentales, y el gobierno nacional ya que el retorno puede ser exponencial.

Para las maquilas de software locales la oportunidad está en invertir en sus empleados y exportar. Invertir es capacitarlos con inglés, tecnologías modernas con demanda internacional, eliminando el miedo de «¿qué pasa si los entreno y se van?» con la mentalidad de «¿qué pasa si no, y se quedan?». La oportunidad de exportar ahora es más fácil por que no hay que viajar ni tener un representante de ventas en el país que se quiere exportar, ahora todas las decisiones de compra se hacen por Zoom, ¿por qué no aprovechar?

Retos para grandes empresas no tecnológicas y startups colombianas

Las grandes

Si las maquilas de software locales exportan y ya consiguen clientes que les pagan US $50-$100/hora en comparación a los clientes colombianos que pagan US $15/hora, ¿qué hacer con las grandes empresas locales que ahora se quedarían sin proveedores «baratos»?

La solución es pagar mejor e internalizar su transformación digital acelerada por la pandemia, creando su propio equipo de programadores, con un CTO que le reporte directo al CEO para poder mantener la empresa relevante. De lo contrario, la empresa va a ser reemplazada fácilmente por un startup que nazca digital y compita haciéndolo mejor y más barato con tecnología.

Las startups

A los fundadores que piensan «¡Oh no! Ahora los programadores piden mucho, ¿cómo puedo sobrevivir con mi pequeña startup?» les tengo cinco tips:

  1. Ten en cuenta que los programadores también son fundadores, y cada vez más están creando empresas.
  2. Así sepas programar, primero se resuelve el problema, luego se programa. Hoy hay muchas herramientas para crear marketplaces, apps, etc., sin código  (o con muy poco código). Las recomiendo aunque sepas programar.
  3. Si no sabes programar, aprende con la mentalidad de que debes saber un poco de programación como sabes un poco de marketing, un poco de ventas y un poco de finanzas.
  4. Adicional a aprender a programar a un nivel básico, asóciate con un fundador técnico si vas a crear una empresa de tecnología.
  5. La más importante: otórgale acciones de tu startup a tus empleados, además de la mejor compensación que puedas presupuestar. Usa «cliff» y «vesting» para que puedan ganarse las acciones durante cuatro años, incentivando la permanencia.

La empresa que no se adapte, difícilmente sobrevivirá. Para las empresas que se adapten la oportunidad es muy grande.

Sin embargo, lo más emocionante es la puerta a oportunidades que se abren para los programadores colombianos. La programación es un trabajo que tiene mejor compensación que muchos cargos y habilidades que no toman cinco años de educación formal para adquirir. Esto para muchas personas significa mayor y mejor acceso para salir adelante.

Entre la tragedia que es la pandemia, es necesario aprovechar las oportunidades que una aceleración forzada a lo digital y lo remoto puede traer a nuestra economía. En esta ocasión la oportunidad es aprovechar que Silicon Valley será remoto.

¿Tienes opiniones o comentarios? Sigamos la conversación en Twitter

*El columnista es socio en Socialatom Group, inversionista en Workia y Enter.co, además es advisor en Rose y Torre.co.

Foto por Farzad Nazifi en Unsplash

Andresbarreto

Andresbarreto

Inversionista en la firma de Venture Capital Firstrock Capital, inversionista de impacto en Socialatom Group. Apoyando el Desarrollo Económico de Colombia mediante tecnología y emprendimiento.

Fundador de Coderise.org, miembro de la junta de Enter.co y Holberton School Colombia. Previamente fundador de Onswipe, Grooveshark, PulsoSocial, entre otras.

Ver todos los posts

1 comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos