Los pocos segundos de ‘Bob Esponja’ se robaron el show del Super Bowl

En la noche de este domingo el mundo se paralizó por el Super Bowl 53. Unos porque son amantes del fútbol americano y querían ver quién saldría ganador entre Rams y Patriots, otros solo querían saber qué nuevos tráilers aparecerían, pero una gran mayoría solo esperaba el show del medio tiempo, que en esta oportunidad tenía a Maroon 5, acompañado de los raperos Travis Scott y Big Boi.

Los amantes del deporte esperaban para saber si Tom Brady lograría su sexto campeonato y se convertiría en el quarterback con más anillos del Super Bowl, rompiendo el récord de John Elway, que con los Broncos consiguió cinco, o si, por el contrario, acompañaría a Jim Kelly, exquarterback de los Bills, en el nefasto puesto de los mariscales con más derrotas en el gran juego, con cuatro cada uno. Pero, mientras salía el nuevo teaser de ‘Avengers: Endgame’, Patriots ganó y Brady pasó a la historia como el más ganador.

¿Estamos listos? ¡Sí, capitán, estamos listos!

Mientras tanto, los aficionados a la música, las mujeres que babean por Adam Levine y los fanáticos de Bob Esponja solo esperaban el espectáculo del medio tiempo. Los dos primeros son claros, pero ¿por qué los últimos?

La historia es sencilla: en noviembre de 2018 falleció Stephen Hillensburg, creador de la serie animada. Como hay un capítulo de 2001, titulado ‘Band of Geeks’, en el que Bob Esponja interpreta la canción David Glen Eisley durante el show del medio tiempo del Bubble Bowl, una clara referencia al Super Bowl, los fanáticos vieron una buena oportunidad para homenajear a Hillensburg durante la presentación en la edición 53.

Mediante la página Change.org abrieron una petición para que la escena apareciera en el show de Maroon 5 este domingo. Aunque tenían una meta de 1.500.000 firmas, llegaron a más de 1.200.000, Adam Levine y su banda la atendieron, y Bob Esponja logró su espacio en el espectáculo.

Luego de un pequeño popurrí con dos de las canciones más populares de los primeros trabajos de Maroon 5, ‘Harder to Breathe’ y ‘This Love’, al finalizar un solo de guitarra de Levine, apareció Calamardo haciendo una presentación, Bob Esponja bailando y unos peces de Fondo de Biquini tocando la trompeta como preámbulo de la espectacular entrada del rapero Travis Scott, que ‘cayó del cielo’ como un meteorito.

Bob Esponja superó a Adam Levine

Fueron menos de 15 segundos, pero cumplieron, aunque a muchos fanáticos de la esponja amarilla les pareció que precisamente solo lo hicieron por cumplir y el tiempo fue insuficiente. Lo cierto es que, insuficiente o no, la esponja amarilla se robó el show y tuvo mejor recibimiento que el espectáculo de Maroon 5, que tuvo toda clase de críticas.

Lee más del Super Bowl en este enlace.

En principio, el espectáculo ya llegaba con una carga de polémica en las espaldas, luego de que muchos artistas, como Rihanna o Pink, rechazaran aparecer debido a la sanción que recibió el jugador Colin Kaepernick por hincar la rodilla durante los himnos en protesta por el asesinato de afroamericanos por parte de policías.

Y Maroon 5 no hizo mucho por hacer olvidar eso y dejar una buen recuerdo. Visualmente el show tuvo sus chispazos de espectacularidad, pero musical y conceptualmente dejó muchas dudas. Olvidémonos de los raperos, cuyas entradas ostentosas son punto aparte, a pesar de que algún despistado pueda decir que cómo Big Boi no cantó ‘Mis ojos lloran por ti’ (para el registro: no es el mismo, el de la popular canción latinoamericana es Big Boy). La banda de Levine quiso apuntarle a una fórmula que le ha funcionado en el pasado a otros, como Bruno Mars, en el Super Bowl 48, en 2014: mezclar clásicos conocidos con éxitos del momento, pero, diferente a Mars, no la lograron.

Poca ropa, poco contenido…

Se esperaba que Levine hiciera un discurso al respecto de la polémica de Kaepernick, pero, contrario a eso, se fue por lo básico y lanzó un mensaje claramente machista, al valerse de la atracción sexual que causa en las mujeres. Si bien no está del todo mal verlo cantar ‘She Will Be Loved’ dentro de un grupo de mujeres, pero sí lo es ir convirtiendo el espectáculo en un baile de streptease en el que, al final de cada canción, se iba quitando una prenda hasta quedar finalmente sin camiseta.

Nada de eso dejó un mensaje precisamente de igualdad de género. Sobre todo si recordamos lo que le pasó a Janet Jackson, que en el Super Bowl 38, en 2004, durante su presentación junto a Justine Timberlake, mostró un pezón por error y la vetaron de por vida para el espectáculo del medio tiempo.

Después de todos esos detalles, y muchos más, las redes se inundaron de críticas para la banda y el show, que tildaron de plano, soporífero, aburrido y blando, entre otras cosas. Los memes reinaron y el gran protagonista fue Bob Esponja, que quizá va a ser lo más recordado del espectáculo del medio tiempo del Super Bowl 53. El próximo año denle el show completo a la esponja amarilla, que con un simple baile vende más que el dorso desnudo de Levine.

Imágenes: capturas de pantalla.

Fernando Mejía

Fernando Mejía

Quise ser músico, cineasta, astronauta, científico y poeta, cuando supe que solo me alcanzaba para la última, me hice periodista en el Externado para al menos escribir de todo eso y no defraudar al niño que fui.

View all posts

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos