‘Padre’ de los blogs en Irán, condenado a 19 años de cárcel

Hossein-Derakhshan
Hossein-Derakhshan
Hossein Derakhshan pudo haber sido condenado a pena de muerte. Sin embargo, los 19 años de prisión por criticar al gobierno son intolerables según los defensores de la libertad de expresión.
Hossein Derakhshan, 19 años de prisión
Criticar abiertamente a quienes detentan el poder no es una alternativa de vida fácil en ciertos países. Derakhshan ahora deberá apelar una sentencia de 19 años. Foto: Hessam M. Armandehi (vía Wikimedia Commons).

Hossein Derakhshan, el pionero de los blogs en Irán, recibió la condena más alta dictada contra un bloguero en ese país. Tras 2 años de detención, acusado por «cooperar con países enemigos, difundir propaganda contra las autoridades e insultar el Islam» se dictó esta sentencia que, según su familia y defensores de la libertad de expresión –por supuesto, fuera de Irán, en un grupo en Facebook o en un sitio web creado para defenderlo–, es intolerable.

Su delito: hacer desde su blog, publicado en la plataforma Blogger, un escrutinio permanente de las autoridades y criticar sin tapujos al gobierno, así como hacer viajes a Canadá, Israel y otros países.

El bloguero, de 35 años, también tiene nacionalidad canadiense, por lo que en el grupo de Facebook se está pidiendo que el Ministerio de Relaciones Exteriores de Canadá dé la pelea por su ciudadano.

Una de las organizaciones que se han pronunciado con mayor dureza al respecto ha sido Reporteros Sin Fronteras, que en un comunicado sugiere que con esta condena se quiere imponer una cultura del miedo entre los blogueros y periodistas y ‘dar una lección’, e invita al presidente Mahmud Ahmadineyad a que ayude a la liberación del bloguero.

Pese a que los 19 años parecen excesivos para condenar a alguien que desde su blog criticó el régimen, había altas posibilidades de que el juez aceptara la petición del fiscal de condenarlo a pena de muerte, por lo que la condena alivió a sus familiares y amigos.

Reporteros Sin Fronteras señala en su sitio en español que desde la llegada de Ahmadineyad al poder la censura se ha incrementado, más de 50 blogueros y periodistas están en la cárcel (como Shiva Nazar-Ahari, condenada hace 12 días a 6 años) e incluso un par de ellos ha muerto en prisión: Zahra Kazemi y Omid Reza Mir Sayafi.

La censura a los blogueros no es un asunto exclusivo de Irán, aunque probablemente allí se vivan los casos más dramáticos. A este lado del mundo, en Cuba, la filósofa y bloguera Yoani Sánchez mantiene su blog Generación Y a pesar de las presiones del gobierno y de las críticas despiadadas que hacen de ella otros blogueros más cercanos al régimen castrista.

Hosein Derakhshan ha sido condenado a 19 años y seis meses de cárcel, la pena más alta dictada contra un bloguero en Irán. La sentencia, que difundió el pasado martes una web próxima a la oficina del presidente, puede ser recurrida. Derakhsan, el pionero de los blogs iraníes, está detenido desde finales de octubre de 2008, al poco de regresar a Teherán tras una larga estancia en Canadá. Derakhshan ha sido condenado por «cooperación con países enemigos, difundir propaganda contra las autoridades, promover grupos contrarrevolucionarios e insultar al islam».

    Irán

    Irán

    A FONDO

    Capital:
    Teherán.
    Gobierno:
    República Teocrática.
    Población:
    65,875,224 (est. 2008)

La noticia en otros webs

Teherán tiene a más de 50 periodistas en prisión. Dos han muerto en la cárcel

«Por supuesto que vamos a apelar», confía a EL PAÍS un familiar cercano al bloguero. «La sentencia es intolerable. Si la decisión se confirma, Hosein dejará el limbo de la cárcel cuando tenga 55 años», aseguran sus amigos en la página de la red social Facebook desde la que hacen campaña para su liberación. También hacen un llamamiento para que las autoridades de Canadá se movilicen. El bloguero tiene doble nacionalidad iraní y canadiense, aunque Teherán no reconoce segundas nacionalidades.

«Nunca antes se había impuesto una pena tan larga a un bloguero en este país, lo que indica que con el caso de Derakhshan se quiere dar una lección», asegura Reporteros Sin Fronteras en un comunicado. «Instamos al presidente Mahmud Ahmadineyad a que interceda personalmente para su liberación», añade.

La sentencia no menciona las acusaciones de espionaje con las que se especuló tras la detención de Hosein por el hecho de que hubiera viajado a Israel en 2006 y 2007. Fue poco después de esas visitas cuando Hoder, como firmaba su blog, dio un giro en su línea crítica con el Gobierno y empezó a respaldar a Ahmadineyad.

Ese repentino cambio molestó a sus numerosos seguidores, por lo que cuando volvió a Teherán en 2008 hubo todo tipo de rumores sobre sus motivos. También advertencias sobre el riesgo que entrañaba su regreso. La madre de Derakhshan afirmó hace unos días que su hijo recibió garantías del estatal Consejo de los Iraníes en el Extranjero y atribuyó su detención a la lucha de poder en los servicios secretos.

A pesar de la dureza de la condena, la familia y los amigos de Derakhshan respiraron aliviados al ver que el juez Abolghasem Salavati, apodado El Ahorcador, no había aceptado la petición de pena de muerte del fiscal. Desde que hace 10 días una web filtrara ese extremo, los allegados del bloguero temían por su vida. La libertad de expresión siempre ha estado muy limitada en Irán, pero desde la llegada al poder de Ahmadineyad el marco se ha estrechado. Al menos medio centenar de periodistas yblogueros se hallan encarcelados, según varias organizaciones de derechos. Otros dos han muerto en prisión, la fotoperiodista iranocanadiense Zahra Kazemi, en julio de 2003, y el bloguero Omid Reza Mir Sayafi, en marzo de 2009.

Mauricio Jaramillo Marín

Mauricio Jaramillo Marín

En los últimos 14 años he cubierto y vivido las transformaciones que la tecnología e Internet han traído a nuestra vida cotidiana y a campos tan importantes como la educación, la cultura, el entretenimiento, la salud, la economía y la productividad empresarial. La tecnología, pues, ya cambió el mundo, y lo seguirá haciendo. Pero depende de nosotros –los periodistas y difusores de esta información, así como los usuarios intermedios y avanzados– que nuestras sociedades la aprovechen al máximo.
Por eso, soy un apasionado de la tecnología, de probar software, hardware y servicios web, pero también de ayudar a que más personas le saquen provecho, ya sea dando talleres por Latinoamérica sobre Internet o tecnología aplicada en diferentes campos, o generando contenidos que aporten a un mejor entendimiento de estos temas.
Todo esto hace que me ilusione ENTER.CO: porque lo veo como un canal no solo para informar y entretener, sino también para educar y motivar a más colombianos y latinoamericanos a que se interesen y aprovechen mejor las herramientas que ya tienen a su alcance, y así, para que estas realmente les ayuden a mejorar sus vidas.

Ver todos los posts

3 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos