Evaluación: ‘Resident Evil 7’

Featured Video Play Icon

Luego de cinco años de dar tumbos con la franquicia, Capcom finalmente presentó ‘Resident Evil 7‘, el título que busca rescatar la saga, revisitando los elementos clásicos de ‘survival horror’ pero también apuntando a nuevos públicos ajenos a la larga lista de títulos. Para fortuna de todos nosotros, la nueva entrega es todo lo que necesitaba la franquicia y más.

‘Resident Evil 7’ nos presenta a Ethan, un hombre en búsqueda de su desaparecida esposa. Ese objetivo lo lleva a la casa de los Baker, una familia nada amigable y prácticamente inmortal. Después de su primer encuentro con la violenta familia, Ethan deberá recorrer la propiedad, enfrentándose a más horrores de los que puede imaginar.

Un verdadero ‘Resident Evil’

resident evilLuego de probar la primera versión del demo ‘Beginning Hour’, mis impresiones generales eran buenas, pero mi conclusión final era una sola: no sentía que hubiese jugado un ‘Resident Evil’. La atmósfera era increíble, terrorífica y cumplía con incomodar al jugador, pero eso no es un elemento inseparable de ‘Resident Evil’. Por fortuna, el juego final es mucho más que eso.

Inmediatamente después de terminar ‘Resident Evil 7’ decidí poner a prueba mi emoción (fueron nueve horas de juego que disfruté mucho), haciendo una simple verificación: volví a jugar ‘Resident Evil’, la versión remasterizada del remake de Gamecube que salió el año pasado.

Efectivamente los elementos clásicos de la franquicia están correctamente implementados en ‘Resident Evil 7’. Toda la propiedad de los Baker es un escenario que funciona de la misma forma que la mansión Spencer del primer título: secciones que debes desbloquear, conjuntos de puertas que funcionan con distintas llaves y un montón de tiempo para volver a recorrer partes de la casa.

Pero no solo el diseño de escenarios captura la magia de la saga, también el sonido es un protagonista. Todo a tu alrededor, en medio de la ‘soledad’ en la que te encuentras, emite algún tipo de sonido. Escuchas pasos o golpes aun cuando no hay nadie a tu alrededor, simplemente para mantener alerta al jugador, de la misma forma que el clima lo hacía en el ‘Resident Evil’ original.

resident 7

Los enemigos también te permiten enfrentarlos al viejo estilo: evitándolos cuando no necesariamente necesitas eliminarlos y así administrar mejor tus recursos.

Al final es un conjunto de detalles y estilos que entregan la experiencia ‘Resident Evil’, como hace mucho la saga no lo hacía: buscar llaves, objetos, encontrar poca munición, combinar cosas, sacarle el provecho a cada planta curativa, explorar cada esquina, administrar tu inventario y sentir miedo de ser eliminado en la siguiente habitación.

Inclusive el juego encuentra una forma astuta de reinventar el clásico efecto de abrir las puertas: en primera persona necesitas dos movimientos para abrir con cuidado una puerta, generando ese corto momento de espera y tensión.

Nueva perspectiva del horror

Aunque el modo en primera persona no es exclusivo de ‘Resident Evil 7’ en la franquicia, sí es una novedad para los juegos principales de la saga. Aunque muchos pueden extrañar la vista en tercera persona (fija al estilo clásico o en la espalda desde ‘Resident Evil 4’), poder jugar un título de terror en primera persona crea toda una nueva perspectiva.

No es solo un capricho de cambio, es una decisión que se ajusta a otros puntos de la jugabilidad: las secciones en que debes esconderte o evitar a uno de los Baker se hacen más inmersivas y recorrer la propiedad, con sus paredes pudriéndose, poca luz y desagradables huéspedes es más terrorífico y personal. Todo es claustrofóbico y amenazante De hecho esa vista en primera persona lo transforma en tu experiencia, no en la experiencia de Ethan.

Junto al modo en primera persona también llega un nuevo y simple modo de combate, que te permite cubrirte de ataques. Este agregado, aunque nada extremadamente particular, hace que sean más fluidos los encuentros con enemigos, pues la vista en primera persona corría el riesgo de solo incluir apuntar y disparar. Cubrirse agrega toda una nueva capa de combate que hace más creíble los enfrentamientos.

No todo es una victoria

Resident EvilAunque hace mucho no disfrutaba tanto de un videojuego, ‘Resident Evil 7’ no es un juego perfecto, a pasar de ser uno de los mejores de la franquicia. El título tiene dos grandes problemas. El primero tiene que ver con los acertijos y rompecabezas, que son sumamente fáciles. Es un elemento clásico de ‘Resident Evil’ que no pudieron implementar correctamente.

De hecho, el mejor rompecabezas ni siquiera está en el juego central, en cambio lo encontramos en el primer DLC que está disponible desde la semana pasada.

El segundo problema es el tono que toma la recta final del juego. Durante todo el título encontramos un ritmo variado e interesante, combinando secciones de acción con momentos donde es mejor ocultarse y evitar el peligro. Todo esto mezclado de forma que nunca pierdes tu atención en seguir avanzando. Pero la sección final descarta ese ritmo y toma otro tono.

Las últimas partes del juego poco rescatan el tono del principio, en cambio es una galería de tiro frenética que no parece ajustarse a todo el ritmo. También el enfrentamiento final es poco inventivo, algo por lo que -en cambio- brillan los otros enfrentamientos contra jefes.

Muchos señalan un tercer problema: la variedad de criaturas. Desde mi perspectiva el juego no comete un error con eso. Si recuerdan los primeros ‘Resident Evil’, más allá de los Zombis y los Hunter o Lickers, muchas de las criaturas que enfrentábamos eran solo animales de gran tamaño, entre ellas arañas, cuervos, serpientes, etc. No había mucho de inventivo en eso. Aunque la séptima entrega comete ese error con los mosquitos, el resto de su galería de enemigos está mejor diseñada.

Contando las distintas formas que toman los Baker y los diferentes Molded (los enemigos más comunes de este título), hay 11 diferentes tipos de criaturas. No es un mal número para el tamaño del juego y la jugabilidad que quiere presentar, donde en esta ocasión no eres un policía o agente especial de ningún tipo, solo un hombre buscando a su esposa. Dado que el objetivo no es matar a diestra y siniestra y la nueva jugabilidad permite diferentes acercamientos a los enemigos, la variedad no está nada mal.

Bienvenido a la familia

'Resident Evil 7'‘Resident Evil’ llegó a un punto máximo en su historia con ‘Resident Evil 5’ y ‘Resident Evil 6’. En esos títulos el argumento del juego llegó a un punto alto, donde las apuestas eran enormes: Nuestro último encuentro con Wesker y amenazas con el potencial de destruir al mundo. Ahora que ‘Resident Evil 7’ se aleja de ese ‘espectáculo’, la narrativa permite un mejor acercamiento, más personal y terrorífico.

Capcom bien podría reiniciar ‘Resident Evil’ con la séptima entrega de la saga principal. Todo el lenguaje visual del juego apunta a ello, inclusive desde su material promocional, donde el VII se combina con el nombre del juego y tenemos la palabra ‘Biohazard’ paseándose por la portada (nombre original del primer juego). Desde la jugabilidad e historia ese escenario se repite, pueden apuntar a lo mismo: darle un nuevo aire a la franquicia, así como lo han hecho viejas franquicias como ‘Tomb Raider’ o ‘Mortal Kombat’.

La historia busca eso: generar nuevos misterios separados de la larga historia del pasado, pero sin hacer un borrón y cuenta nueva. Es refrescante volver a tener misterios en ‘Resident Evil’, aquellos que hacían especular por años a sus fanáticos entre entrega y entrega.

Terror en realidad virtual

Pude probar el DLC en realidad virtual, pero rescaté el juego en el modo estándar. Mi opinión sobre la experiencia es positiva, pero con una gran salvedad: no olviden que algunos juegos pueden hacer un gran esfuerzo con trucos en su software, pero aún deben superar el mareo que genera usar el casco de realidad virtual por mucho tiempo.

Sí, el VR hace todo más inmersivo, pero también la calidad del casco puede interferir con la calidad visual del juego y largos periodos de tiempo jugando no son recomendables: eventualmente será incomodo físicamente.

Aunque todo el texto explica muy bien por qué ‘Resident Evil 7’ es una obra maestra de la franquicia y del survival horror, cabe concluir que el título logró ser todo lo que debía ser: un respiro fresco, un rescate a lo clásico de la franquicia y una nueva puerta para continuarla.

Imágenes: Capcom.

Camilo Martínez

Camilo Martínez

Viviendo dentro de las cuatro líneas que arman una viñeta, transportándome en los fotogramas de las películas más clásicas o del cine más explosivo, leyendo desde literatura de ciencia ficción desechable o las obras hechas para el bronce. Básicamente amante ciego de las historias, sea en pantalla o papel, buenas o terribles. Profesional en comunicación social y periodismo del Politécnico Grancolombiano, he colaborado con medios como Caracol Radio, Cartel Urbano, Diario ADN y RCN Televisión.

View all posts

3 comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Archivos